La novedad se había rumoreado en los últimos meses, pero parece estar cerca de convertirse en realidad. Según ZDNet, un portavoz de LG confirmó que la compañía comenzará a vender el iPhone y otros dispositivos de Apple en sus tiendas de Corea del Sur. Sería a partir de agosto.

De esta manera, LG se embarcaría definitivamente en una nueva estrategia comercial en su tierra natal. Se desconocen los detalles del aparente convenio con los de la manzana, pero es lógico pensar que le resulte económicamente muy provechoso. Para Apple, en tanto significaría la oportunidad precisa de salir a combatir contra Samsung en "territorio enemigo".

De acuerdo con el informe, el principal producto de Apple que LG venderá en sus tiendas será el iPhone. Sin embargo, también habría espacio para el Apple Watch y otros gadgets de la compañía californiana. Al parecer, el acercamiento de los de Cupertino se dio tras la decisión de LG de abandonar el negocio de smartphones.

LG venderá el iPhone en sus tiendas surcoreanas, muy a pesar de Samsung

En 2018, Samsung y LG firmaron un acuerdo en el que se comprometieron a vender solamente sus productos en sus tiendas propias. Así, se propusieron no rivalizar con distribuidores más pequeños para evitar acusaciones de comportamiento anti competitivo. Por este motivo, la decisión de LG de comenzar a vender el iPhone y otros productos de Apple habría sido mal recibida en un principio. La historia ya habría cambiado, pero no para Samsung.

Aparentemente, LG firmó un nuevo contrato con la asociación que representa a los pequeños distribuidores surcoreanos. Dicho convenio le permitiría a la compañía comercializar móviles que no sean de su propia marca.

Esto implicaría un golpe importante para Samsung: Apple, su principal oponente en el mercado de smartphones a nivel global, conseguiría una vía de expansión más amplia en Corea del Sur. LG cuenta con alrededor de 400 tiendas en el país; de todos modos, todavía no se sabe en cuántas estarán disponibles el iPhone, el Apple Watch y demás productos de la manzana.

Vale destacar que Samsung controla ampliamente la venta del smartphones en su país de origen, con aproximadamente el 65% de la cuota de mercado. Apple, a través del iPhone, cuenta con una participación del 20%, mientras que LG apenas tenía el 13%.

¿Podrán los de la manzana desafiar el dominio de Samsung en Corea del Sur? El fallido negocio de móviles de LG sería la clave para intentarlo.