Existe mucha expectativa detrás de Lucid Air, el sedán eléctrico de Lucid Motors, la compañía que quiere plantarle cara a Tesla. Si bien las características más importantes del coche se conocen desde septiembre pasado, no había precisiones con respecto a la tecnología implementada en su interior. Afortunadamente esto se ha remediado, ya que la compañía fabricante ha detallado cómo es el habitáculo del vehículo.

El Lucid Air tiene muchos de los elementos que son "comunes" en los coches eléctricos ya disponibles en el mercado, pero también pretende imponer su sello. Las funciones más importantes se controlan a través de pantallas táctiles, aunque Lucid Motors no se desprende completamente de los controles físicos.

La plataforma bautizada como Lucid User Experience, o Lucid UX, pretende que la transición desde otro coche sea sencilla y con una curva de aprendizaje no muy pronunciada. Los directivos de la compañía han puesto el enfoque en asegurar que el uso del coche sea lo más intuitivo posible.

Dos importantes pantallas resaltan en el interior del Lucid Air

En lo que a hardware respecta, las pantallas ocupan un espacio relevante en el habitáculo del Lucid Air. La más importante se llama Glass Cockpit y se encuentra de frente al conductor, detrás del volante. Se trata de una pantalla flotante 5K de 34 pulgadas, dividida en tres paneles, que según Lucid Motors "se curva como la cabina de un jet".

En el extremo izquierdo se encuentran siempre visibles los controles más usados durante la conducción, como luces, limpiaparabrisas y desempañadores. En el centro se agrupa la información relacionada a velocidad, autonomía y distancia. Mientras que en la derecha aparecen las herramientas multimedia, de navegación y comunicación.

La segunda pantalla del Lucid Air, llamada Pilot Panel, está ubicada entre el conductor y el acompañante. La misma sirve como consola para cambiar el modo de conducción o ajustar la configuración del climatizador, entre otras funciones. Además, la pantalla se puede "esconder" en el tablero para brindar más espacio de almacenamiento.

Como mencionamos anteriormente, Lucid Motos ha mantenido botones físicos en su sedán. Así, por ejemplo, algunas características visibles en automóviles tradicionales también pueden apreciarse en el Lucid Air. Los comandos convencionales están en las puertas (control de cristales/apertura y cierre de puertas), encima del Pilot Panel (climatización) y en el volante.

Vale destacar que los controles físicos del volante pueden utilizarse para activar ayudas en la conducción, configurar el control de crucero, o lanzar Alexa Auto. El asistente virtual de Amazon llega integrado en el Lucid Air y también responde a los comandos de voz.

Software y actualizaciones

Lucid Motors se basó en Android Automotive para crear su propia plataforma de software dedicada al Lucid Air. Además, la firma de coches eléctricos trabajó con varias aplicaciones de terceros para integrar servicios como Spotify, Tidal y iHeartRadio, entre otros. De esta manera, promete sacarle jugo al sistema Surreal Sound con 21 altavoces incorporados en el interior del vehículo.

La compañía promete soporte para Android Auto y Apple CarPlay, aunque este último estará disponible "con una conexión inalámbrica". Las actualizaciones de software serán OTA (Over the Air), y los usuarios también tendrán acceso a la app de Lucid para móviles. Desde allí podrán revisar el nivel de carga de las baterías, gestionar el climatizador y precargar datos de navegación.

"Lucid UX está diseñado para evolucionar y crecer con el tiempo, para que pueda satisfacer mejor tus necesidades hoy y en el futuro", aseguró Lucid Motors. El precio de venta del Lucid Air varía entre 80 mil y 169 mil dólares, dependiendo de la versión del sedán eléctrico.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.