Por lo general, los grandes lanzamientos que hace cada marca se dividen entre la primera y la segunda mitad de año. Es por eso que los ránking de los mejores teléfonos se hacen a finales de año cuando ya están todos los terminales presentados. Sin embargo, este año será (todavía) más atípico y el sector tecnológico es una muestra de ello. El responsable es realme que, con su recién presentado realme 8 Pro, se sitúa en las primeras posiciones de los mejores teléfonos que podemos comprar por menos de 300 euros. Será complicado que, teniendo en cuenta su precio de 259 euros y sus especificaciones técnicas, pueda bajarse de ahí.

El nuevo teléfono de realme, el realme 8 Pro, fue presentado ayer miércoles y, aunque sus características principales se conocían desde hace unas semanas, no fue hasta su anuncio oficial cuando dejó gratamente sorprendido a todos los asistentes.

El realme 8 Pro se ha centrado en los cuatro pilares más importantes para los usuarios móviles de hoy en día: cámara, pantalla, batería y precio. Si a estas cuatro patas le añadimos la solvencia en la ejecución de aplicaciones y rendimiento que otorga el procesador octacore Qualcomm Snapdragon 720G y la experiencia que te ofrece la capa de personalización realme UI 2.0, tenemos un teléfono redondo. Vamos a verlo con detalle.

Una cámara de 108MP para fotografiarlo TODO

Tanto los días previos como durante la presentación, quizá el punto más importante del nuevo realme 8 Pro fuera su poderosa cámara. A nivel técnico, tenemos un sensor HM2 fabricado por Samsung, capaz de ofrecer una resolución de hasta 12.000 x 9.000 píxeles aunque, usando la tecnología pixel binning (agrupación de 9 píxeles en 1), se crean píxeles más grandes capaces de capturar más luz y más información. 

Además, destaca el nuevo zoom In sensor capaz de realizar hasta tres aumentos sin perder calidad de imagen, con resultados incluso mejores que los teleobjetivos ópticos que se pueden ver en otros dispositivos del mercado. 

En general, cualquier persona que únicamente quiera sacar buenas fotografías en cualquier situación, ya sea en movimiento o en escenarios de poca luz, tendrá en la cámara del realme 8 Pro a su mejor compañera de viaje. Sin embargo, para todos los que les gusta sacar aún más partido de las cámaras y obtener efectos y resultados más impresionantes, hay una función en la cámara con la que disfrutarán mucho. Se trata del modo tilt-shift que captura imágenes en las que sólo una parte de la foto aparece clara y se puede mantener todas las demás partes desenfocadas para crear una sensación de estar fotografiando objetos en miniatura, como si fuera una maqueta. 

Además, por si esto fuera poco, también se puede combinar el nuevo algoritmo de vídeo time-lapse con el Starry Mode, e inmortalizar por ejemplo el movimiento de un cielo estrellado en cámara rápida. 

Batería y pantalla a la altura de un gama alta

Cuando una empresa lanza al mercado un teléfono en el que la cámara es uno de los puntos fuertes, no debe descuidar un aspecto asociado: la batería. En el caso del realme 8 Pro no ha sido así y vemos una de las baterías y sistemas de carga más avanzadas del mercado. En concreto tenemos una batería de 4.500 mAh, suficiente para pasar un día e incluso dos si el uso no es demasiado exhaustivo. El segundo punto fuerte es su carga, llegando hasta los 50W y con el que podremos cargar el realme 8 Pro en menos de una hora. En concreto: 47 minutos. 

Con estas velocidades de carga, es sencillo pensar que la batería puede degradarse en poco tiempo. Pero no en este caso. realme ha incorporado también un sistema de carga SuperDart que combina una tecnología de alto voltaje, optimizando la potencia hasta el 97% y luego reduciendo la velocidad con lo que se protege todas las capas de la batería. Una tecnología parecida a la que se usa en los sistemas de cargas de coches eléctricos en los que al alcanzar un porcentaje elevado, se reduce la velocidad de carga.

Otro detalle curioso de la batería es que cuando alcanza el 5% y en la mayoría de teléfonos sabes que te quedan minutos de uso, en el realme 8 Pro, activando el modo Super Ahorro de Energía, todavía nos quedará algo más de media hora de uso. Vamos, que la posibilidad de quedarse sin batería se reduce al máximo por no decir que es algo imposible de que suceda. 

En cuanto a la pantalla, el realme 8 Pro tampoco reduce la calidad, una condición quizá esperada por muchos teniendo en cuenta el precio. De hecho, es todo lo contrario porque monta un panel Super AMOLED de 6,4 pulgadas con una resolución Full HD con la que disfrutar de la mejor calidad de imagen en el contenido multimedia.  

Completa el equipo un sistema de sonido con certificación Hi-Res Audio para garantizar un audio de alta calidad y unas dimensiones de tan sólo 176 gramos de peso y un grosor de 8.1 milímetros

Precio y disponibilidad

Aunque el nuevo realme 8 Pro se pondrá a la venta de manera oficial el próximo 31 de marzo, realme ha abierto ya la opción de precompra hasta el próximo 30 de marzo con interesantes descuentos. 

Está disponible en dos colores, Negro Infinito y Azul Infinito y en dos configuraciones: una de 6GB+128GB, en exclusiva con Amazon a nivel europeo, con un precio oficial de 279 euros aunque en precompra baja hasta los 259 euros;  y otra versión de 8GB+128GB, disponible tanto en Amazon como en el resto de los distribuidores oficiales en España (MediaMarkt, PcComponentes, Fnac, The Phone House, AliExpress entre otros) a un precio oficial de 299 euros, con un descuento de lanzamiento en pre-compra del 24 al 30 de marzo que lo deja en unos más que competitivos 279 euros. También podrás encontrar, estos y otros productos, en la web oficial de realme España.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.