Los próximos meses serán complicados para CD Projekt Red. El estudio de desarrollo no solo tendrá que corregir los problemas de Cyberpunk 2077, sino también enfrentar las demandas interpuestas por sus inversionistas.

El estudio polaco declaró en un anuncio regulatorio que está al tanto de una segunda demanda colectiva presentada en Estados Unidos. La querella fue interpuesta en el Tribunal de Distrito Estatal de California por inversionistas de CDPR en ese país.

El Consejo de Administración de CD PROJEKT SA con domicilio social en Varsovia (en lo sucesivo, "la Compañía") anuncia por la presente que recibió la confirmación de un bufete de abogados que cooperaba con la Compañía de que se había presentado una segunda demanda colectiva civil en los Estados Unidos.

De acuerdo con CD Projekt Red, el contenido de la demanda es el mismo que se presentó a finales de 2020. Los accionistas piden que el tribunal juzgue si las acciones emprendidas por el estudio y miembros de su junta directiva violaron las leyes federales. Según el documento, los demandantes fueron engañados sobre el rendimiento de Cyberpunk 2077 en PS4 y Xbox One.

'Cyberpunk 2077' debió lanzarse en 2022, según empleados de CDPR

La telenovela Cyberpunk 2077 está lejos de llegar a su fin. Pese a que el estudio aseguró millones de dólares gracias a la preventa, el lanzamiento del juego fue un fiasco del tamaño de No Man's Sky. El juego no solo llegó cargado de bugs, sino que el rendimiento en las consolas de generación anterior lo hacía injugable.

El estudio no tardó en disculparse, anticipando que estaban conscientes de que el juego no cumplía con el estándar de calidad establecido. En un extenso video, Martin Iwinski, cofundador del estudio, asumió la responsabilidad por estos problemas. En contraste, Iwinski culpó a su departamento de control de calidad por "no ver los errores" y usó la retórica de "consolas viejas" para justificar por qué el juego no rendía como esperaban

Días después, Bloomberg publicó un reportaje sobre las condiciones que llevaron a la debacle dentro del estudio. En resumen, los directivos vendieron una versión ambiciosa del juego que no eran capaces de entregar y no hicieron caso de las advertencias de sus empleados. Algunos trabajadores expusieron que Cyberpunk 2077 debió lanzarse hasta 2022.

CD Projekt Red tendrá que pelear duro para ganarse de nuevo la confianza de la gente. La empresa ya trazó un plan para 2021 en donde esperan corregir todos los fallos y lanzar una versión next-gen de Cyberpunk 2077. Si las cosas funcionan, el juego podría resurgir de entre las cenizas como lo hicieron No Man's Sky y Final Fantasy XIV