Han sido pionero en muchas cosas. Pero desde que se estrenó la primera película de Netflix, Beasts of No Nation, la historia del cine comenzó a transformarse bajo el peso de un nuevo modelo de negocios.

Netflix no está simplemente en la búsqueda de fenómenos de taquilla. Su estrategia de crecimiento se enfoca en la búsqueda de suscripciones, además de abrir la puerta a producciones que otros estudios jamás tomarían en consideración. Ambas cosas tienen como consecuencia que hayan dado luz verde a películas que, de otro modo, jamás habrían llegado a la pantalla chica. Esto supone una vuelta de tuerca a la percepción de lo cinematográfico como fenómeno de masas. 

Tal vez por ese motivo, hay películas de Netflix que demuestran el éxito de la política de la empresa. Entre la amplia selección del catálogo, te dejamos cinco que hicieron historia dentro y fuera de la plataforma de streaming: 

‘Beasts of No Nation’: el inicio de las películas de Netflix

El 16 de octubre del 2015, se estrenó la primera película de Netflix que otras productoras habían rechazado. Tras su salida, Beasts of NoNation se convirtió en un pequeño fenómeno del cine independiente. La dolorosa historia de un niño soldado en un país anónimo de Africa, asombró al público y desconcertó a la crítica.

La combinación de un lenguaje cinematográfico nuevo con todo tipo de riesgos argumentales, brindó un desconocido aire experimental a la producción. Netflix brindó a Fukunaga total libertad creativa, por lo que el film está lleno de pequeñas anécdotas. Desde el hecho que su joven protagonista Abraham Attah, pasó de ser un niño de la calle a un actor galardonado en el festival de Venecia, al ritmo atípico y extraño del argument. La película es una combinación de arte y técnica de enorme efectividad. 

Como primer proyecto de la plataforma, además se transformó en el rasante de todo el resto de su producción. Un éxito considerable para la Netflix que hasta entonces, sólo había llevado adelante proyectos serializados de mediano impacto popular. 

‘To All The Boys I’ve Loved Before’: comedia romántica sabor Netflix

El 17 de agosto de 2018, llegó al catálogo de Netflix la que es quizás, su película romántica por excelencia. También, la que marcó la forma la plataforma produciría el género en adelante. Es una adaptación de la novela del mismo nombre del 2014 de la autora Jenny Han. El argumento narra un juego de posibilidades sobre el amor, basada en una serie de cartas amorosas que jamás serán enviadas — o así lo indica la premisa — a sus destinatarios.

Aun así, el recorrido por la mera posibilidad de cada una de las historias de amor posibles que encierra los relato y misivas, hacen del film un recorrido poco usual a través de la comedia romántica moderna y también, la percepción ideal del amor adolescente. 

Esta película de Netflix tiene una curiosa historia a cuestas: fue su primer éxito de boca en boca. Buena parte de su triunfo entre el público se debió a reseñas en webs y blogs especializados, para después convertirse en un curioso fenómeno que incluso tuvo su propio grupo de fanáticos que escribieron cartas de amor sin firma y las publicaron en redes sociales.

Luego de su estreno, su popularidad aumentó como la espuma y la convirtió en la película más vista de ese mes y en un fenómeno entre el público juvenil durante 2018. Años después, Netflix dedicaría una especial atención al género gracias al éxito del film de Robbins y en especial, a las lecciones que aprendió a través de su singular trayecto del anonimato a la popularidad. 

‘Bird Box’: Un éxito no planeado por Netflix

La película no estaba planeada para ser un éxito para Netflix, mucho menos al nivel que lo fue. Llegó con el eslogan “Nunca pierdas de vista la supervivencia” y su intrigante póster que mostraba a Sandra Bullock con los ojos cubiertos en medio de una circunstancia misteriosa. Estrenada un 21 de diciembre de 2018, menos de una semana más tarde ya era un éxito histórico.

Según Netflix, Bird Box fue vista por más de 45 millones de suscriptores en los primeros días de su estreno. Pero no sólo se trató del fenómeno a nivel general, sino que fue la demostración definitiva del impacto de las producciones realizadas por plataforma de stremaing en la cultura pop.

Para la última semana del año, la película era el centro de la conversación en redes sociales en la que fue trending topic por dos semanas seguidas. También generó todo tipo de análisis de una nueva manera de hacer cine. Además, el éxito le reportó a Netflix casi un millón de nuevos suscriptores y demostró que la grabación de películas con sello de la casa era algo más que un experimento exitoso. Se convirtió en una inversión muy redituable. 

‘Roma’: Cuarón en su máxima expresión

La experiencia con Bird Box y otras cuantas películas propias, impulsó a Netflix al siguiente paso. La producción con altos presupuestos de cara a la temporada de premios.

Ya en 2017, la empresa estadounidense había dado un contundente paso al levantar una considerable polémica al incluir Okja de Bong Joon-ho en el Festival de cine de Cannes. Provocó toda una revolución acerca de los estándares de lo cinematográfico en plena explosión del streaming.

En la polémica hubo opiniones para todos los gustos: desde la insistencia de Pedro Almodovar que el “verdadero cine debía estrenarse en salas” hasta las críticas de Steven Spielberg. En definitiva, lograron sacudir los cimientos de la industria de una forma inédita. Aunque al final, el festival cambió sus reglas para evitar se repitiera el conflicto, algo quedó claro: las películas originales de Netflix tenían la solidez suficiente como para formar parte de los mejor del séptimo arte.

De modo, que cuando en otoño del 2018 Netflix estrenó Roma del director mexicano Alfonso Cuarón, quedó claro que la intención de la plataforma era superar los escollos y llegar a la temporada de premios por todo lo alto, y lo consiguieron.

La campaña de Netflix para Cuarón comenzó tan pronto la película fue estrenada y un buen número de las vallas publicitarias en Los Angeles estaban repletas de promoción a la película. Además, la plataforma se ocupó de estrenar en teatros selectos para un grupo de críticos seleccionados el film. Con esto se aseguraron un primer impacto en medios que después se convertiría en un fenómeno por derecho propio.

No se trató solo que el colosal retrato del México de la década de 1970 fuera una producción de altísima factura. Contó con una dirección pulcra y una elegante puesta en escena. Además, era una obra maestra de silencios e imágenes impactantes que deslumbró y desconcertó al público en partes iguales.

En esta ocasión no hubo voces disidentes acerca de la calidad o el alcance de la obra de Cuarón. La película llegó a la noche de premiación precedida de la gloria y le valió al director un premio a mejor director.

Para él, fue un triunfo privado gracias a su obra más personal. Para Netflix, una demostración evidente que su estrategia de negocios era más viable en el mercado de cine. Y que las cosas, estaban a punto de cambiar. 

‘The Irishman’ o el regreso de Martin Scorsese

Martin Scorsese llevaba más de un lustro intentando terminar lo que podría ser, y fue,  su película más madura. También, de alguna forma, marcó el final de su larga lista de reflexiones sobre la naturaleza del mal contemporáneo.

The Irishman —basada en el libro I Heard You Paint Houses de Charles Brandt— se convirtió en un proyecto imposible de costear y sostener. En primer lugar, por la obsesión de Scorsese de narrar una historia en tres líneas temporales distintas, lo que implicaba envejecer digitalmente a su grupo de actores. Después, el hecho que la película rebasaba con creces las dos horas de duración.

Ambas cosas, hicieron a la producción una especie de “criatura incómoda” que fue pasando de estudio en estudio, sin que nadie quisiera invertir en posible fracaso en taquilla. “Negocios son negocios” explicó Scorsese en una entrevista a Variety, “y eso es algo que tuve que aceptar”, agregó.

Pero para Netflix los negocios también son decisiones audaces. Y fue esa premisa, lo que le hizo no sólo comprar el proyecto, invertir en la producción, sino asegurarse que llegara a estrenarse. De pronto, Scorsese se encontró con la posibilidad de llevar a cabo la producción tal y como la había soñado.

Contó con expertos en efectos especiales, con la posibilidad de la edición que deseaba y además, con la promesa de Netflix de estrenar la película tal y como el director lo deseaba. ¿El resultado? Una formidable épica acerca de la oscuridad moral, con un reparto de lujo encabezado por Robert De Niro, Al Pacino, Joe Pesci y Harvey Keitel. También obtuvo diez nominaciones al Oscar.

Convertida en un clásico instantáneo, llamada la película “más profunda de Scorsese” y debatida a todo nivel en todo ámbito posible, The Irishman fue la gran jugada maestra de Netflix, en su cuidadosa estrategia de llevar un Oscar a la mejor película a su catálogo.

‘Mank’: Netflix y Fincher

Antes de su estreno, Mank ya era considerada la mejor producción del año. Y ahora, como parte del catálogo de películas de Netflix, se ha convertido en centro del debate y admiración de la crítica especializada y buena parte del público.

Con una deslumbrante puesta en escena, un guion que deconstruye a Hollywood hasta explorar los mecanismos del poder, el film es quizás el gran suceso cinematográfico de un año atípico.

Por si eso no fuera suficiente, Mank resume la carrera de su director, David Fincher, y lo encumbra como uno de los grandes realizadores modernos. Elabora una nueva versión sobre la composición de lo cinematográfico y debate sobre el cine como arte, antes que negocio. Todo en medio de un recorrido profundo y casi doloroso, por la trastienda de una industria que florece en medio de la oscuridad y que somete al talento al peso de una abstracta obligación ética. 

¿Conseguirá Netflix el podio a la mejor película de 2021? quizás, luego de un largo trayecto de experimentación, llegue el momento de celebrarlo por todo lo alto.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.