No nos engañemos: no todo el mundo vive en casas que parecen recién salidas de una revista. Es más, en esta situación en la que todos permanecemos encerrados en nuestra casa, quizá muchas no estén tan ordenadas como nos gustaría. Lo cual es un problema en los momentos en los que hay que hacer una videollamada con Zoom, Google Mets o cualquier otra aplicación para tal misión. No solo te obliga a quitarte el pijama, también hay que recoger el cuarto.

Para solucionar este problema y, para qué vamos a engañarnos, también para ponerle un poco de humor a la situación han surgido varias propuestas de fondos especiales para hacer videollamadas. De esta manera, primero a través de Zoom y más tarde también adaptados a Skype, surgieron propuestas de fondo de 'Los Simpson', de toda la lista de películas de Pixar o Pokemon.

Ahora, se suma un nuevo miembro a la familia de los fondos de videollamada más originales. ¿A quién no le gustan los decorados que propone Ikea en sus revistas anuales o cuando se recorre su kilométrica tienda? El que más y el que menos ha soñado con ese salón repleto de estanterías Billy, sofás Ektorp y mesas Havsta pero igual que a como sale en las fotos. Ahora Ikea quiere que el mundo piense que tienes la casa más bonita de toda la reunión. O que vives en mitad de una playa paradisiaca con una zona chill out, al menos en Zoom.

La tienda sueca regala un gran número de fondos, disponibles en su web con temas de oficina –para los más convencionales–, pensados para las celebraciones para aquellos que cumplen años estos días, los que prefieren imaginarse en un entorno con encanto o fondos que pongan el ambiente necesario para esas citas románticas online de todas esas parejas que llevan casi mes y medio sin verse. Para todos los gustos.

Para poder usarlos en tu próxima videollamada en Zoom simplemente habrá que descargar el fondo que más te guste. o todos si lo crees conveniente y entrar en el área de "configuración" de Zoom. Dentro del apartado "Fondo Virtual" simplemente habrá que pinchar en el icono "+" y seleccionar el fondo deseado guardado en la biblioteca del ordenador. En la próxima videollamada ya podrás tener reuniones en tu sofá de Ikea en mitad de una playa desierta.