Las autoridades sanitarias de todo el mundo están recomendando el uso de mascarillas durante la pandemia de coronavirus. Sin embargo, los smartphones con sistema de desbloqueo facial están teniendo algunas complicaciones para reconocer el rostro cubierto de las personas, una situación completamente normal. Con el fin de resolver el inconveniente anterior, Apple está realizando algunas modificaciones en iOS para hacerte la vida más fácil sin ignorar las medidas de salud.

La*beta de iOS 13.5, disponible desde hoy para desarrolladores, reconoce cuando el usuario porta una mascarilla, permitiéndole saltarse el Face ID y en su lugar desbloquearlo por medio del código de seguridad. El proceso, desde luego, es totalmente automático; si no estás usando una mascarilla Face ID funcionará de manera habitual. Indudablemente, se trata de una característica que millones de personas agradecerán. Eso sí, tendremos que esperar algunas semanas para la versión final.

Guilherme Rambo, colaborador de 9to5Mac, ha mostrado la novedad en vídeo. No obstante, en la grabación no es posible observar el teclado numérico, pues por cuestiones de seguridad no se graba el ingreso del código. Robert Petersen, por su parte, compartió una captura del desbloqueo por código. Puedes observar que incluso te ofrece la opción de volver a Face ID.

Antes de la solución descrita, las personas debían fallar el desbloqueo a través Face ID para ingresar al teclado numérico. Otros prefirieron restablecer los ajustes del sensor y escanear el rostro desde cero. Se comprobó que usar una mascarilla por la mitad —durante el proceso de configuración— era suficiente para que Face ID lo reconociera completo posteriormente. De hecho, la segunda alternativa seguirá siendo la ideal para aquellos que no quieren recurrir al código de seguridad.

Apple, al igual que otros gigantes tecnológicos, está dedicando esfuerzos para luchar contra el coronavirus. Su propuesta más destacada, y que continúan desarrollando junto a Google, es el sistema de seguimiento de contactos de coronavirus. Gracias al Bluetooth podrán determinar si estuviste cerca —o en contacto— con una persona infectada. El objetivo es que cada país aproveche esta herramienta y lo integre en sus propias aplicaciones de salud, tanto en iOS como en Android.

No obstante, dependerá de las autoridades de tu país avisarte del posible contagio. La beta de iOS 13.5 ya integra la primera versión de su sistema, pero es necesario que el usuario lo autorice manualmente a través de Configuración. En las próximas podremos comprobar si la adopción cumple las expectativas de Apple y Google.