El sistema de seguimiento de Apple y Google para dispositivos iOs y Android ya tiene fecha de despliegue. Sería el próximo martes 28 de abril cuando el servicio que detecta el historial de contactos con un nuevo positivo por COVID-19 comience a funcionar.

Así lo afirma el comisario europeo de Mercado Interior y Servicios, Thierry Breton, según cuenta el medio francés iGeneration, que apunta a una videollamada entre el propio Breton y el CEO de Apple, Tim Cook.

Según explica el comisario, ha puesto de manifiesto la necesidad de que esta aplicación sea anónima, transparente, temporal, segura, de alta voluntaria e interoperable tanto entre distintos sistemas operativos como fronteras.

Se espera que la aplicación, que calificará como contactos aquellos ciudadanos cuyos dispositivos –bajo unas versiones de iOS y Android relativamente recientes– detecten en rango a otros mediante conectividad Bluetooth, proporcione al menos estas garantías en los ámbitos de la privacidad y la seguridad para los usuarios.

En la reunión, se el comisario europeo ha insistido en la necesidad de una intercompatibilidad de estos sistemas con los que ya tienen en funcionamiento o en desarrollo varios países, como es el caso del francés o el español, entre un total cercano a la docena de países europeos.

En una declaración recogida por Reuters, Breton afirmó que es "la responsabilidad de empresas como Apple de hacer todo lo posible para desarrollar soluciones técnicas adecuadas para que las aplicaciones nacionales funcionen" y que, asimismo "la coordinación con las autoridades sanitarias de los estados miembros de la UE es primordial". Según esta fuente, durante la conversación, de unos 30 minutos de duración, no se mencionó ningún caso concreto.

Tras reunirse previamente con Sundar Pichai, CEO de Alphabet y Google, Thierry Breton ha recibido las explicaciones por parte de las dos Big Tech que facilitarán este desarrollo a las autoridades.

El desarrollo de este sistema fue publicado dos semanas atrás, en un anuncio conjunto que realizaron ambos gigantes tecnológicos, mencionando entonces algunos de los criterios técnicos para garantizar que los datos de los usuarios estén siendo usados únicamente en la medida en que estos sean imprescindibles. Un ejemplo es que la posición del usuario no será requerida.