Suele pasar. Cuando ocurre un suceso de gran impacto, algunos –aunque pocos– intentan sacar provecho de la situación. Es el caso de una nueva estafa a través de las redes, como tantas otras que se están sucediendo estos días complicados. Este nuevo engaño estaría ofreciendo cuentas de Netflix, aprovechando la situación en la que se encuentra medio mundo, para obtener los datos bancarios de sus víctimas a través de mensajes y anuncios en redes sociales.

Debido a la pandemia de CoronaVirus en todo el mundo, @netflix está dando pases gratuitos para su plataforma durante el período de aislamiento. Ejecutar en el sitio porque terminará rápido!

Ni que decir tiene que Netflix no está ofreciendo cuentas gratuitas ni a nuevos usuarios ni a los antiguos. La compañía ha tenido que emitir un comunicado mediante el cual avisa de la falsedad del anuncio y, añade, que solo será gratuito el primer mes para aquellos que nunca hayan tenido una cuenta. El resto de usuarios pagarán su cuota normal, independientemente de la crisis que se vive en estos momentos.

El objetivo, a través de una estafa de phishing, era el de llamar la atención sus víctimas para entrar en un enlace –alegando, además, que era una oferta con un corto periodo de vida–. ¿Por qué Netflix? Con la mayor parte de la sociedad de un gran número de países confinados en sus casas como consecuencia de la crisis sanitaria del coronavirus, los servicios por streaming son ahora mismo una vía de escape necesaria.

No es la primera vez que la imagen de Netflix se utiliza como recurso central para montar una estafa contra los posibles usuarios. Ya en 2017, una red de mensajes a través de WhatsApp ofreciendo un año gratis en la plataforma tenía el mismo objetivo de hacerse con los datos bancarios de las víctimas. Y así hasta 2019. La última supuso el robo de identidades de usuarios de Netflix para robar sus cuentas bancarias.

Es tal el éxito de Netflix, junto a HBO, Apple TV+ YouTube o incluso la recién estrenada Disney Plus, durante estos días a causa de los confinamientos que, a raíz de una solicitud de Europa, todas las plataformas han bajado su calidad de reproducción de contenidos para no saturar las redes más de lo necesario. Y no solo en Europa: México y Argentina también han tenido disminuir su calidad de reproducción.

👇 Más en Hipertextual