Como parte de sus esfuerzos por incrementar la transparencia en torno a los anuncios políticos publicados en su plataforma, Facebook creó un archivo público en el que se puede buscar dicha propaganda. Este fue lanzado inicialmente el año pasado en los Estados Unidos y este martes ha anunciado que el archivo ya está disponible en otros países, incluyendo México.

Esta "Biblioteca de Anuncios" muestra quien ha pagado por el anuncio y el anuncio en sí. También incluye otros datos como el rango de gastos e impresiones, así como los datos demográficos de quienes lo han mirado. Dicha información está disponible al público durante un plazo de siete años. Puedes acceder a la lista completa de los países en los que ya está disponible este archivo haciendo clic en este enlace.

En el caso de las naciones pertenecientes a la Unión Europea, Facebook endureció sus normas para anuncios políticos antes de las elecciones legislativas llevadas a cabo en 27 países el pasado 26 de mayo. Como parte de estos requisitos, los anunciantes deben proporcionar detalles de contacto públicos verificables antes de poder ejecutar campañas políticas en Facebook.

"Ya exigimos que los anunciantes obtengan autorización y agreguen exenciones de responsabilidad a estos anuncios en más de 50 países y territorios, y ahora estamos expandiendo la aplicación proactiva de estos anuncios a países donde se acercan las elecciones o regulaciones, comenzando por Ucrania, Singapur, Canadá y Argentina", aclaró la red social este 25 de junio a través de un post publicado en su Newsroom.

Adicionalmente, señaló Facebook, ha implementando el acceso a la API de su "Biblioteca de anuncios" a nivel mundial "para que los reguladores, periodistas, grupos de vigilancia y otras personas puedan analizar anuncios sobre temas sociales, elecciones o política y ayudar a los anunciantes y a Facebook a ser responsables". También indicó que está trabajando en facilitar el acceso mediante programación a los anuncios publicados recientemente como imágenes y vídeos.

La red social social ha estado en la mira desde que salió a la luz el llamado caso Russiagate, sumado al escándalo de Cambridge Analytica. Otros esfuerzos incluyen trabajar con verificadores de hechos independientes para combatir la desinformación y un equipo de seguridad cibernética enfocado en detectar y eliminar cuentas falsas.

👇 Más en Hipertextual