El Galaxy Fold es el mayor experimento comercial de Samsung en toda la era smartphone. Aun así, este primer teléfono plegable llegará a los escaparates de las tiendas, y no solo en Corea del Sur o Estados Unidos. Ahora el fabricante anuncia su llegada al mercado europeo, que tendrá lugar el próximo 3 de mayo.

El dispositivo plegable, cuyo precio previsto para el mercado estadounidense en su lanzamiento era de 1.980 dólares, llegará a Europa por 2.000 euros. La lista de países seleccionados en el viejo continente no es corta e incluye a España, y lo hará también hará de la mano de las telecos. En el caso de España, bien podría tratarse de Vodafone o Telefónica –ya que O2, propiedad de esta última, es uno de los operadores anunciados–.

En la nota de prensa, que por algún motivo ha sido retirada de la web de Samsung y según leemos en Slashgear, se afirmaba que la marca hará llegar al Galaxy Fold de la mano de unos Galaxy Buds nuevos, una funda de Kevlar y un año de cobertura frente a daños accidentales del dispositivo que denominan Samsung Care. Las reservas del terminal comenzarán una semana antes, el mismo 26 de abril, con disponibilidad comercial el 3 de mayo.

El Galaxy Fold se encuentra, junto al Mate X de Huawei, entre los teléfonos más avanzados con pantalla plegable. Si bien todavía no hemos podido ponerle las manos encima a este dispositivo, pues durante el pasado Mobile World Congress se encontraba encerrado tras el vidrio, Samsung parece seguir convencida de que este teléfono ya es una realidad comercial.