Hulu ha confirmado estar trabajando en varias series basadas en la saga literaria Wild Cards, creada y editada por George R.R Martin. Como cuentan desde Variety, la plataforma pretende crear dos equipos de guionistas para dos ficciones diferentes basadas en el universo de la saga bajo la producción de Andrew Miller, que ha trabajado recientemente en la adaptación televisiva de Tremors.

Wild Cards es una saga compuesta hoy en día por más de 20 libros que se estrenó 1987; ambientada en el presente, toma como base una epidemia a causa de un virus alienígena en la Nueva York de 1946 que acabó con el 90% de la población. Los supervivientes se dividieron en dos grupos, aquellos con terribles y grotescas mutaciones y otros cuyo ADN fue alterado y se convirtieron en algo muy cercano a los superhéroes.

Esta alteración pasó de generación en generación en un estado latente y puede ser "despertada" a raíz de sucesos traumáticos, provocando la muerte, una terrible mutación o los espectaculares poderes ya mencionados, dependiendo del estado anímico y la personalidad de los afectados. Con este tablero de juego, la saga se centra en contar la historia de los bautizados como Wild Cards, aquellos "bendecidos" con poderes propios de dioses, y en su situación en la sociedad.

Pero antes de tirarte de los pelos pensando que Wild Cards cuenta con más de dos docenas de libros publicados y que, a su vez, George R.R Martin lleva 6 años para acabar la nueva entrega de Canción de Hielo y Fuego, cabe recalcar que hablamos de una ficción creada por el escritor norteamericano, inspirado por sus partidas a juegos de rol como Superworld, pero en la que han intervenido más de 40 autores distintos. Hoy en día, la labor de Martin sigue siendo únicamente la supervisar y editar la saga.

Wild Cards se convierte en el tercero de los trabajos del escritor en dar el salto a la pequeña pantalla: tras la archiconocida Juego de Tronos, cuyo final ya tiene fecha, y el horror espacial de Nightflyers en Syfy, Hulu parece apostar fuerte por una obra poco conocida pero con suficiente potencial.