Xiaolang Zhang, quien hasta hace unos días se desempeñaba como ingeniero de Apple, fue detenido el pasado domingo cuando se localizaba en el Aeropuerto Internacional de San José, en California. El FBI acusó al ahora ex empleado de los de Cupertino por haber robado información secreta e incluso algunas piezas de hardware mientras se encontraba trabajando para la compañía.

Zhang fue contratado en 2015 e inmediatamente fue asignado a Project Titan, la iniciativa de Apple para construir un sistema de conducción autónoma. El ingeniero diseñaba y probaba placas de circuitos que se utilizaban en los sensores del susodicho proyecto. La denuncia del organismo judicial expone que Zhang se ausentó durante abril del presente año para atender asuntos familiares en China, concretamente el nacimiento de su hijo. Tras su regreso, se reunió con algunos supervisores para informales que abandonaría el proyecto de Apple para irse a Xpeng (Guangzhou Xiaopeng Motors Technology), una startup china respaldada por Alibaba que también trabaja en el sector de los vehículos autónomos.

Uno de los supervisores notó que Zhang se mostraba "evasivo" durante la última reunión, por lo que el equipo de seguridad de Apple decidió realizar una investigación para asegurarse que la actividad del empleado estaba en orden. Tras indagar en los movimientos de Zhang se descubrió que poco antes de abandonar la compañía su actividad en la red de datos se había incrementado de forma exponencial. Por el puesto laboral que desempeñaba, tenía acceso a una gran cantidad de información sobre Project Titan, toda ella confidencial.

El ingeniero descargó y copió información relacionada con prototipos, requerimientos de voltaje, sistema de batería y soportes para la suspensión. Todo esto obtenido desde la gran base de datos a la que tenía acceso. Gracias a las cámaras de vigilancia se pudo saber que Zhang abandonó el campus de Apple con una caja de hardware. Los horarios coincidían con el momento en que se registró un incremento en la actividad de la red.

Después del hallazgo, el equipo de seguridad tuvo una reunión con el empleado, donde aceptó haber sustraído información y hardware propiedad de Apple. También admitió haber trasladado algunos de estos datos a la computadora personal de su pareja sentimental, aproximadamente 40GB de documentos. El acusado enfrenta una posible condena de hasta 10 años de prisión y una multa de $250.000 dólares.

Con todo lo anterior, Apple tenía mucha evidencia en sus manos para decidir emprender acciones legales contra el ingeniero. La compañía presentó una denuncia formal antes las autoridades judiciales, quienes después pudieron confirmar que al menos el 60% de la información encontrada en la computadora de su esposa pertenecía a los datos confidenciales.

Curiosamente, cuando Xiaolang Zhang fue detenido en el aeropuerto californiano, se encontraba esperando un vuelo rumbo al país asiático. No es posible afirmar todavía si la información que robó llegó a terceros, incluida Xpeng. Esta compañía fue fundada en 2014 por He Xiaopeng, un emprendedor chino que antes fuera el responsable de UCWeb. Apenas en 2014, consiguieron una financiación de $350 millones por parte de Alibaba y Foxconn.

Parece que algunos están haciendo todo lo posible por sobresalir en la carrera por dominar el sector del auto autónomo, sin importar que esto conlleve realizar acciones poco éticas sobre otros. Apenas el mes pasado, Elon Musk descubrió a un saboteador dentro de Tesla que también obtuvo información confidencial de la compañía.