Apenas a mediados de noviembre te contamos del supuesto ánimo que se vivía en Apple debido a los recientes avances en el Apple Car. Ahora, sin embargo, surge un reporte que deja en evidencia la montaña rusa que, aparentemente, se vive en el proyecto. De acuerdo a Mark Gurman, de Bloomberg, tres ingenieros clave involucrados en el coche autónomo de Apple abandonaron la compañía para seguir su camino en varias startups.

El primero es Eric Rogers, quien se desempañaba como jefe de ingeniería de los sistemas de radares del Apple Car. De acuerdo al reporte, en semanas recientes abandonó su puesto para unirse a las filas de Joby Aviation Inc., una empresa especializada en taxis aéreos.

Por su parte, Alex Clarabut, el ingeniero que dirigía al equipo de sistemas de batería, se unió a Archer Aviation Inc. El último de la lista es Stephen Spiteri, ahora ex gerente de ingeniería de hardware de Apple y que igualmente fue contratado por Archer.

¿Qué está sucediendo con el Apple Car? Según el citado medio, el proyecto se está enfrentando a "desafíos" muy serios y no todos están interesados en mantenerse en el barco. Quizá lo más destacado de la información es que, debido a la complejidad de las tecnologías y el perfeccionamiento que se requiere de las mismas, los involucrados simplemente no lo están pasando bien.

Foto por Laurenz Heymann en Unsplash

Desde luego, esta no es la primera vez que el Apple Car sufre la pérdida de figuras importantes. No obstante, si hacemos caso al reporte previo que también firmó Mark Gurman, parece que Apple ha encontrado a los reemplazos adecuados. Los de Cupertino han estado fichando a ingenieros con experiencia en empresas que, tarde o temprano, se convertirán en rivales directas. Entre ellas Tesla, Volvo, Daimler y General Motors.

Actualmente, Kevin Lynch, uno de los responsables del Apple Watch, es quien está al frente del Apple Car. Bloomberg aseguró en noviembre que la empresa había logrado un avance significativo en el procesador dedicado a la conducción autónoma. El SoC, por supuesto, fue diseñador por el equipo de ingeniería de Apple Silicon. También se mencionó que Apple no descarta que la primera versión sea totalmente autónoma. De hecho, es posible que no tenga volante ni pedales.