Nasim Najafi Aghdam. Así identificaron las autoridades a la mujer que, ayer martes, disparó a varias personas en las oficinas centrales de YouTube —con más de 1.100 empleados—.

Aghdam, de 39 años, emitió varias quejas por la política de remuneración de YouTube. En su página web asegura que la compañía filtra, censura y manipula los contenidos según sus propios intereses. “No hay una oportunidad igualitaria de crecer en YouTube o en otra plataforma de vídeo, tu canal crecerá si ellos quieren”, afirmó.

Tras los hechos, cuatro personas fueron trasladadas al Hospital General de San Francisco. Tres de ellas presentaban heridas de bala, pero solo una se encuentra en estado crítico. El cuarto afectado, tal y como explicó el Jefe del Departamento de Policía de San Bruno, sufrió heridas en la huída del edificio, pero no se vio afectado físicamente por los disparos.

La autora de los hechos, Nasim Najafi Aghdam, decidió quitarse la vida tras el tiroteo. Utilizó una pistola de mano —o revólver— para sus actuaciones, la cual fue identificada y custodiada por la policía de San Bruno en la inspección del edificio.

El padre de Nasim Nafaji Aghdam aseguró en Mercury News que él mismo alertó a las autoridades sobre la posibilidad de que su hija acudiera a las oficinas de YouTube, compañía que, según él, odia.

Los mayores directivos de Silicon Valley se pronunciaron horas más tarde sobre lo sucedido. Tim Cook, CEO de Apple, envió todo su apoyo al equipo de YouTube y Google, haciendo especial énfasis en las víctimas y sus familias. Jack Dorsey (CEO de Twitter) y Sundar Pichai (CEO de Google) también emitieron comunicados similares tras los hechos.