Las víctimas de los comportamientos sexuales del actor Kevin Spacey van en aumento. Después de que Anthony Rapp abriera la veda, cada vez son más hombres los que afirman haber sufrido los acosos sexuales del actor de House of Cards. Este miércoles 8 de noviembre, la ola de denuncias animó a la antigua presentadora de noticias Heather Unruh a hablar sobre la supuesta agresión sexual a su hijo ocurrida el año pasado.

Según afirmó en un evento en el que presentó el caso, el hijo de Unruh fue agredido por Spacey en julio, cuando el joven tenía 18 años, en un bar de Nantucket. El actor le habría comprado bebidas alcohólicas a pesar de que no tenía edad para beber (en Estados Unidos no es legal la ingesta de alcohol hasta los 21 años) hasta que le metió la mano dentro de los pantalones y "le agarró los genitales", explicó Heather Unruh.

El joven entró en pánico y se quedó paralizado. Kevin Spacey le invitó a una fiesta privada pero el chico consiguió escapar del bar cuando fue al baño y acudió a casa de un familiar que se encontraba cerca del bar en el que ocurrió la agresión.

La antigua presentadora de noticias destacó que Spacey dañó a su hijo y no se puede deshacer. "Aunque ha hecho todo lo posible para lidiar con ello, como él dice, siempre está ahí y continúa molestándolo. No puede borrarlo".

El hijo de Unruh no informó sobre lo sucedido en ese momento por "vergüenza y temor", aunque ahora el caso ha sido remitido a la policía para que el actor sea investigado por su presunta acción criminal.

El caso ha sido reportado oficialmente este miércoles, aunque la madre de la víctima había informado previamente sobre el caso. En una publicación en su cuenta de Twitter, Unruh destacó el pasado 13 de octubre que el actor había agredido a "un ser querido" aunque no especificó que se tratara de su hijo.

Los escándalos de acoso sexual que han salpicado a Harvey Weinstein, al director James Toback y a actores como Ed Westwick fueron el empuje necesario para denunciar este caso. Heather Unruh quiere que se haga justicia y afirmó que quiere ver a Kevin Spacey en la cárcel por lo que hizo.

El actor, protagonista de House of Cards, ha sido acusado por varios hombres, lo que ha provocado que le despidan de la serie y de Netflix.