Las acusaciones de acoso sexual contra Harvey Weinstein pasan a un segundo nivel. Una mujer ha presentado este lunes 27 de noviembre la primera demanda civil en Reino Unido contra el productor estadounidense por presuntas agresiones.

La demandante reclama una indemnización de 400.000 dólares por daños y prejuicios a causa de las "lesiones personales" que le provocó Weinstein. Asimismo, pide consecuencias para The Weinstein Company, su filial en Reino Unido y los trabajadores, quienes afirma fueron cómplices de los actos del productor acusado por más de 70 mujeres.

La identidad de la demandante no ha sido especificada pero su abogada, Jill Greenfield, explicó que su cliente trabaja en la industria del entretenimiento y que los actos denunciados tuvieron lugar en el año 2000.

La demanda ha sido presentada ante el Tribunal Superior de Gran Bretaña y la abogada espera que la víctima presente también una denuncia penal. Greenfield resaltó que los fiscales de Estados Unidos no están persiguiendo a Harvey Weinstein por la falta de testigos en los casos denunciados por las mujeres. Sin embargo, "el tribunal civil en el Reino Unido puede ofrecer a las presuntas víctimas británicas de Weinstein alguna esperanza de reconocimiento y justicia".

Scotland Yard ya está investigando al productor desde el mes de octubre después de que se presentaran once denuncias que acusan a Weinstein de abusar sexualmente de al menos siete mujeres entre 1980 y 2015.

Esta ha sido la primera demanda civil que podría poner al productor estadounidense todavía más entre las cuerdas. Las consecuencias todavía están por determinarse, pero este nuevo caso podría provocar que Harvey Weinstein notara el peso de la justicia por primera vez desde que salieron a la luz los escándalos de acoso sexual.