El [lanzamiento de **Google Wallet**](http://gizmovil.com/2011/05/google-wallet-los-pagos-desde-el-movil-han-llegado-gracias-a-google?utm_source=destacadas&utm_medium=banner&utm_campaign=destacadas-v5) plantea una auténtica revolución financiera. Sin embargo, este maravilloso sistema para realizar pagos desde el móvil suponía un inconveniente. Debido a que la comunicación con la terminal se da mediante **tecnología NFC** (*near-field communication*), muchos dispositivos quedaban excluidos de la flamante cartera electrónica de Google. De hecho, sólo el **Nexus S 4G** incluye esta característica por predeterminado. Entonces, ¿hay que cambiar de teléfono para poder usar el servicio?

La respuesta es no. Google tiene bien pensado este problema, así que ha salido con una solución muy interesante. La empresa tiene contemplada [la creación de etiquetas adhesivas o calcomanías](http://gizmovil.com/2011/05/google-planea-hacer-etiquetas-adhesivas-especiales-para-los-moviles-sin-nfc) que **permitan almacenar la información relacionada con una tarjeta de crédito**. Esta etiqueta se *pega* en el reverso de un dispositivo Android, para que ésta pueda comunicarse con Google Wallet.

Claro está que lo óptimo sería comprarse un Nexus S 4G --o alguno de los móviles que vendrán después, ya cargados con soporte NFC-- para aprovechar todas las características. Sin embargo, ésta es una buena respuesta al paso, pues permitirá que **la migración al servicio sea mucho más sencilla**. Por supuesto, está el inconveniente de que estas etiquetas sólo pueden asociarse a una tarjeta de crédito, mientras que Google Wallet permite llevar otros documentos como tarjetas de fidelidad, de cupones o de regalo.

Es indudable el potencial que tiene **Google Wallet** para convertirse en pronto en uno de los gestores financieros más populares del planeta. La solución de las etiquetas de Google es muy buena, entendiendo que se trata de un paso de transición para ir ganando adeptos al servicio. Y cuidado, que viene mucho más sobre el mismo tema, ahora que la empresa ha anunciado que también trabaja en un ecosistema de comercio y el desarrollo de APIs para terceros.