Importante movimiento el que se ha producido hoy domingo en el sector de las telecomunicación de EE.UU: el gigante AT&T compra la filial T-Mobile de Deutsche Telekom por 39.000 millones de dólares (unos 27.600 millones de euros).

Según el acuerdo alcanzado por los consejos de administración de ambas empresas, AT&T desembolsará 25.000 millones de dólares en metálico (17.600 millones de euros aproximadamente), y el resto lo pagará en acciones propias con lo que Deutsche Telekom pasará a tener el 8% del capital y estará representada en el consejo de administración.

Con la fusión, que todavía está pendiente de ser aprobada por los organismos reguladores de EE.UU, AT&T sumará 34 millones de nuevos clientes convirtiéndose así en la operadora de telefonía móvil más importante de los Estados Unidos al desbancar a Verizon.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.