Etiquetar fotos es una de las características más populares de Facebook -- y también una de las labores más engorrosas. Gracias a esta posibilidad, el servicio de fotos de Facebook ha logrado consolidarse como un éxito rotundo. Los números no mienten: 100 millones de imágenes etiquetadas son añadidas cada día. Para mejorar esta función, la red social implementará tecnología de reconocimiento facial para "adivinar" qué personas aparecen en la fotografía.

Sin duda, este cambio nos ahorrará horas de etiquetado manual. El servicio tomará como referencia los amigos que aparecen en tus álbumes de fotos para intuir quiénes salen en determinada imagen. Aunque la automatización nos hace la vida más fácil, ya han surgido voces preocupadas por las opciones de privacidad. Mezclar la base de datos personales más extensa del planeta con un sistema capaz de identificar a una persona por su cara suena como una mala combinación.

Ante los cuestionamientos, el vicepresidente de productos de Facebook, Chris Cox, ha declarado que la nueva característica de reconocimiento facial está regulada por todas las leyes relevantes. Además, le otorgan al usuario la capacidad de desactivar esta opción, por lo que tu nombre no aparecerá sugerido para los etiquetados automáticos que hagan tus contactos.

Cox ha dejado muy claro que esta tecnología no podrá ser usada por ningún tipo de sitio de reconocimiento de rostro, ya que la función se basa en tu gráfica social. De hecho, el etiquetado automático no necesita ser muy preciso, debido a que sirve en relación al número de amigos de tu perfil. Ya que el grupo de personas con las que un usuario aparece en fotos suele ser reducido, la opción no necesita una búsqueda refinada.

Esta nueva característica estará disponible para el 5% de los usuarios a partir de la semana entrante, y poco a poco se extenderá al resto de las personas. En lo personal, me parece una opción bastante útil, aunque como casi cualquier cambio realizado por Facebook, siempre nos tendrá pendiente la cuestión de la privacidad. ¿Tú qué opinas sobre el etiquetado por reconocimiento facial?