¿Qué sucede si sometes un vaso de poliestireno expandido a la presión equivalente a 2.000 metros de profundidad bajo el mar?

Y como explican en Microsiervos, mil años más tarde el vaso estará exactamente igual, porque no es biodegradable.

Etiquetado: