Llevo semanas sin escribir acerca de mi "odisea con Telmex" por lo que va un resumen:

  1. Contraté una línea nueva
  2. Esta presentó fallas desde el día 1
  3. Durante algunos de mis reclamos una supervisora me mintió
  4. Iniciaron los posts en ALT1040
  5. Dos meses más tarde seguía teniendo fallas
  6. Se denunció ante la Profeco (por ese lado no pasó nada...)
  7. Casi tres meses más tarde seguían los problemas

Días atrás recibí una llamada de un representante de Telmex explicándome que el problema técnico se había corregido, que tenían un record de todas las llamadas que hice, todos los reportes presentados (tanto en el número 050 como a soporte técnico de Prodigy Infinitum); me explicó que habían recibido varias llamadas de atención porque mi caso se presentó en una publicación electrónica (ALT1040) y que "ellos intentan dar el mejor servicio en lo que caben sus posibilidades" (puro y duro lenguaje de relaciones públicas).

También me explicó que debido a esto (la publicación del problema en el blog, aunque de cualquier manera es su obligación) han decidido reflejarme todas las molestias causadas en el recibo telefónico, es decir: descontarán todo el tiempo que no he podido usar el servicio telefónico y de internet.

Llevamos casi una semana con la línea de teléfono funcionando y la conexión de internet sin cortes ni interrupciones. Como he explicado en una serie de posts llamados "Sorpresa, los clientes son inteligentes", ya no somos consumidores sino prosumidores, las personas que compramos y adquirimos productos o servicios tenemos herramientas no solo para quejarnos sino para publicar nuestras opiniones y permitir que muchas otras personas lo lean; ya sea por un blog, reseñas en sitios como Amazon, foros de discusión, etc.