Al decir Avatar, a todos se nos viene una imagen a la mente. Sin embargo, no siempre es la misma. Unos piensan en la película de James Cameron estrenada en 2009; mientras que otros piensan en Avatar: La Leyenda de Aang. Pues bien, parece que ambas versiones estuvieron relacionadas en algún punto de su historia, y el nombre de una es consecuencia directa de la otra, según un reporte de Variety.

Avatar: La Leyenda de Aang comenzó su transmisión unos cuatro años antes del estreno de Avatar, la obra homónima de James Cameron. A pesar de esto, Nickelodeon se vio limitada a la hora de nombrar a su serie animada simplemente Avatar, como eran sus planes originales.

Según comenta Giancarlo Volpe, animador y encargado de dirigir hasta 19 episodios de la serie animada, los derechos de James Cameron fueron los responsables. Comentan que fue en 2004 cuando se enteraron de que la serie tenía que ser renombrada por completo a Avatar: La Leyenda de Aang (The Last Airbender en inglés), debido a que James Cameron tenía una producción con el mismo nombre registrada y en camino.

En 2004 nos enteramos de que teníamos que cambiar el nombre de nuestro programa de Avatar a Avatar: The Last Airbender porque James Cameron ya tenía los derechos de una película llamada Avatar.

Giancarlo Volpe en Twitter

«Ahora la secuela es llamada El Sentido del Agua. Si la tercera parte es llamada Los Maestros Fuegocontrol nos amotinamos», bromea Volpe en su cuenta oficial de Twitter.

James Cameron siempre tuvo los derechos para el título de Avatar

Avatar: The Last Airbender

En 2010, se estrenó El Último Maestro del Aire en cines. Se trataba de una película dirigida por M. Night Shyamalan basada en toda la primera temporada de Avatar: La Leyenda de Aang. ¿Por qué no simplemente llamarla como la serie? Pues, aparentemente, la obra de Cameron también tiene que ver aquí.

Avatar de James Cameron se lanzó en 2009, y la versión live action de La Leyenda de Aang se estrenó en 2010. Lanzar dos películas llamadas Avatar en un periodo de tiempo tan corto era una receta para el desastre; tanto a nivel de recepción de público, como también en posibles repercusiones legales. Al final, el equipo de Paramount Pictures se decidió por El Último Maestro del Aire.

James Cameron, por su parte, ha estado trabajando en Avatar desde 1994. Después de terminar Titanic, el director se puso manos a la obra para dirigir su ansiada película. Lamentablemente, la tecnología necesaria para dirigir el filme no era tan avanzada en la época, así que fue en 2006 cuando comenzó el primer trabajo de campo para ponerla en marcha. Durante todo este tiempo, Cameron se aferró a los derechos del nombre.

Ambas franquicias vuelven al cine próximamente. La primera de ellas será Avatar 2: El Camino del Agua, obra que se estrena el próximo 16 de diciembre y que podría ser continuada hasta por otras 5 películas más, si Cameron se sale con la suya. Avatar: La Leyenda de Aang, por su parte, tiene planeado estrenar una película el 10 de octubre de 2025; el primer proyecto de este nivel para la franquicia tras el fracaso que significó El Último Maestro del Aire.

Deja un comentario

Participa en la conversación, deja tu comentario