Dos mujeres demandaron a Apple en una corte de Estados Unidos tras ser víctimas de acoso por medio de las AirTag. Lauren Hughes y otra mujer que omitió dar su nombre iniciaron un procedimiento legal contra la compañía de Cupertino. Las demandantes acusaron a la tecnológica de lanzar un dispositivo inseguro que permite a un acosador seguir a su víctima sin que ella se dé cuenta.

De acuerdo con un reporte de Bloomberg, el exnovio de una de las mujeres colocó un AirTag en un hueco de la rueda del coche para seguir sus movimientos y saber a dónde se había mudado. La segunda mujer declaró que su exmarido escondió una AirTag en la mochila de su hijo para espiarla. Las víctimas consideran que Apple no ha hecho lo suficiente para advertir rápidamente a las personas cuando están siendo rastreadas.

Si bien Apple ha incorporado medidas de seguridad en el producto AirTag, son lamentablemente inadecuadas y hacen poco, si es que hacen algo, para advertir rápidamente a las personas si están siendo rastreadas.

La demanda, presentada en el Tribunal de Distrito Norte de California, EE. UU., plantea otros casos donde los acosadores se han valido de las AirTag para espiar a sus víctimas. Algunos de ellos han tenido desenlaces fatales, como es el caso de Andre Smith, un joven de Indianápolis que murió tras ser atropellado por su novia este año. Según los reportes policiales, Gaylyn Morris, pareja de Smith, usó un AirTag para seguirlo hasta un bar y confrontarlo sobre una supuesta infidelidad antes de atropellarlo.

Las mujeres pidieron a la corte una compensación económica por daños tras ser víctimas de un dispositivo inseguro como las AirTag. De igual modo buscan representar a otros que han sufrido acoso o están en riesgo a través de «este producto peligroso». Esta demanda se suma a la pila de acusaciones de otros usuarios que durante meses han documentado problemas similares.

AirTag, una de las herramientas favoritas de los acosadores

AirTag

Una investigación de Motherboard dejó al descubierto decenas de casos en los que las AirTag se utilizan para acosar a las mujeres. En un tercio de los 150 reportes obtenidos de los departamentos de policía de Estados Unidos, las víctimas revelaron que recibieron notificaciones de rastreo de un dispositivo desconocido. Apple notifica a los dueños de un iPhone si esto ocurre, aunque es posible comprobar de forma manual si un AirTag u otro accesorio de terceros te sigue.

Una constante en múltiples casos es el uso de un AirTag en relaciones de abuso. Mujeres que sufrieron violencia física reportaron a la policía que recibían notificaciones de seguimiento en sus móviles. Los acosadores, en su mayoría exparejas con orden de restricción, colocaban una o más AirTag en los vehículos de su presa para conocer a detalle sus movimientos.

Un video de TikTok que se volvió viral muestra cómo una joven descubrió un AirTag escondido tras la matrícula de su coche. Aunque la mayoría de casos reportados son de acoso, existen reportes de robos donde el atacante coloca los dispositivos en bicicletas o incluso en automóviles para estudiar las rutinas y elegir el mejor momento para cometer el hurto.

https://www.tiktok.com/@_ashleyscarlett/video/7007304917652212998

Pese a que Apple notifica a los usuarios cuando esto ocurre, las víctimas reportan que el tiempo que tardan en recibirlas es alto. Brooks Nader, una modelo de Sports Illustrated, reportó en su cuenta de Instagram cómo le introdujeron un AirTag en la bolsa del abrigo. Su iPhone le envió notificaciones horas después, cuando caminaba sola rumbo a su casa.

Ante esto, Apple ha reducido la demora en las notificaciones e implementado herramientas y aplicaciones adicionales para conocer si alguien te espía con un AirTag.

Deja un comentario

Deja tu comentario