Hace poco más de un año desde que Huawei incluyó en su gama de plegables un móvil de “tipo concha” para hacer frente al Galaxy Z Flip de Samsung: el P50 Pocket. Desde entonces, este dispositivo se ha convertido en el móvil con pantalla flexible más interesante del fabricante asiático por sus elevadas especificaciones y su elegante diseño. Al menos, así ha sido hasta ahora. Huawei ha anunciado una nueva versión de este modelo, el Pocket S, que conserva algunas de las características más atractivas del modelo anterior, pero prescinde de algunas prestaciones para poder lanzarlo a un precio más bajo.

La principal diferencia entre este nuevo Huawei Pocket S y el Huawei P50 Pocket está, en concreto, en el rendimiento. El modelo del año pasado cuenta con un SoC Snapdragon 888 de Qualcomm, mientras que el modelo Pocket S incluye un Snapdragon 778 4G; más enfocado a móviles de gama media. Está acompañado, eso sí, con configuraciones de RAM y almacenamiento que parten desde los 8 GB y 128 GB, hasta los 12 y 512 GB. Mantiene, además, la misma batería de 4.000 mAh, que cuenta con una carga rápida de 40W.

El Huawei Pocket S dice adiós a la cámara «ultraespectro»

El Huawei Pocket S, por otro lado, continúa con la característica pantalla exterior con forma circular, donde es posible visualizar las notificaciones y otro tipo de información relevante, como la navegación, el tiempo, etc., cuando la pantalla flexible está cerrada.

Huawei Pocket S

Justo encima de este panel circular de 1,04 pulgadas, se encuentra la cámara principal. Esta, en concreto, está compuesta por un sensor primario de 40 megapíxeles y una segunda lente ultra gran angular de 13 megapíxeles de resolución. Perdemos, por tanto, la cámara ultraespectro de 32 megapíxeles, cuyo objetivo es el de capturar imágenes con colores más realistas.

Por otro lado, la cámara para selfies tiene una resolución de 10,7 megapíxeles. Está pensada, eso sí, únicamente para realizar videollamadas, pues la pantalla exterior circular puede utilizarse como vista previa para tomar autofotos con las dos cámaras principales.

Respecto a la pantalla interior, el Huawei Pocket S cuenta con un panel OLED flexible de 6,9 pulgadas. Tiene una resolución Full HD+, así como una frecuencia de actualización de 120 Hz. Su bisagra, además, aguanta hasta 400.000 pliegues, según indica la compañía. Llega, además, con HarmonyOS 2.0, el sistema operativo propio de la compañía, así con sus propios servicios.

Precio y disponibilidad del nuevo plegable de Huawei

El Huawei Pocket S, por el momento, solo se ha anunciado en China. No obstante, es probable que en los próximos meses esté disponible globalmente. Mientras tanto, tendremos que conformarnos con sus precios en el mercado asiático.

  • Huawei Pocket S con 8 GB + 128 GB: unos 830 euros al cambio (5.988 yuanes).
  • Huawei Pocket S con 8 GB + 256 GB: unos 900 euros al cambio (6.488 yuanes).

Deja un comentario

Participa en la conversación, deja tu comentario