Intel quiere simplificar su catálogo de procesadores y, desde 2023, se despedirá de dos de sus marcas más legendarias: Pentium y Celeron. La compañía anunció que todos los chips producidos bajo ambas denominaciones pasarán a ser conocidos simplemente como Intel Processor.

Una vez que la modificación se haga efectiva, los ordenadores portátiles de gama baja con Intel Processor llevarán una nueva etiqueta con la leyenda Intel Inside. Vale aclarar que el cambio de nomenclatura no afectará la oferta de procesadores de la compañía.

Esto quiere decir que se seguirá produciendo todo el hardware que hasta hoy forma parte de las familias Intel Pentium y Celeron, pero ya no estarán disponibles bajo esos nombres. Mientras que los futuros desarrollos de ambas líneas adoptarán directamente la denominación Intel Processor.

Los dirigidos por Pat Gelsinger aseguran que esta nueva estrategia apuesta a simplificar la experiencia de los compradores al elegir un ordenador. En cuanto a los demás productos de la compañía, se mantendrán las ya conocidas plataformas insignia: Intel Core, Evo y vPro.

Josh Newman, vicepresidente de Intel, se refirió al adiós a las marcas Pentium y Celeron. "Intel tiene el compromiso de impulsar la innovación en beneficio de los usuarios, y nuestras familias de procesadores de entrada han sido cruciales para elevar el estándar de los PC en todos los puntos de precio. La nueva marca Intel Processor simplificará nuestra oferta para que los usuarios puedan concentrarse en elegir el procesador adecuado para sus necesidades", afirmó.

Los Intel Pentium y Celeron, lejos del protagonismo de otras épocas

Intel Pentium | Intel Celeron
El nuevo logo de Intel Processor.

Queda claro que las dos legendarias marcas pasarán a la historia estando lejos de sus épocas doradas. Esto aplica principalmente a Intel Pentium, que desde la aparición de la línea Core fue relegada a un papel muy deslucido dentro del catálogo de la compañía. Así, desde 2006, pasó de cobijar a los modelos de procesadores más importantes, a ser la denominación para productos de gama media-baja.

El caso de Intel Celeron es un tanto diferente, si se quiere, puesto que nunca fue una marca para productos tope de línea. Es más, nació como una derivación de la gama Pentium, pero con menor potencia. Eso le permitió ganarse un lugar importante entre los equipos de bajo coste, aunque en los últimos años ha sido motivo frecuente de quejas y críticas por su limitado rendimiento.

Cuando se concrete la transición a Intel Processor, las marcas reemplazadas concluirán una presencia de décadas en el mercado. No olvidemos que Intel Pentium hizo su debut hace casi 30 años, en marzo de 1993. Mientras que la gama Celeron apareció en abril de 1998, aprovechando la microarquitectura P6, con un modelo basado en un Pentium II.

Con el retiro de dos de sus marcas icónicas, Intel avanza con planes interesantes de cara al futuro. Próximamente, introducirá su decimotercera generación de procesadores bajo la denominación Raptor Lake, que incluirá un modelo de 6 GHz como frecuencia base que competirá con el Ryzen 7000 de AMD. Además, trabaja en la introducción de las gráficas Intel Arc, de las que recientemente se conocieron más detalles.

Participa en la conversación

5 Comentarios

Deja tu comentario

  1. Valla valla: creo que los del team blue al fin se dieron cuenta que poner ese nombre en la etiqueta hace más daño que beneficio.