Google continúa reservándose algunos detalles clave de los Pixel 7 y Pixel 7 Pro, sus próximos smartphones insignia. Uno de ellos, es la información relacionada con el Tensor G2, la segunda generación de su chip propio del que, presuntamente, podría llegar con importantes mejoras en cuanto a rendimiento y eficiencia energética. Los datos de este chip, sin embargo, se han dejado ver antes de tiempo gracias a un nuevo benchmark, y revelan, lamentablemente, pocos cambios relevantes respecto a su antecesor en algunas áreas.

Según los datos filtrados en la prueba de rendimiento, el SoC Tensor de los Google Pixel 7 y Google Pixel 7 Pro mantendrá la misma CPU que el procesador de los Pixel 6. Es decir, contará con una CPU de ocho núcleos, en el que dos de ellos serán Cortex-X1, otros dos serán Cortex-A76 y los cuatro restantes; Cortex-A55. El nuevo proceso de fabricación del chip, que será de 4 nanómetros respecto los 5 nanómetros del Tensor original, no obstante, hará que la velocidad de reloj de varios de los núcleos mejore ligeramente.

Por ejemplo, los Cortex-X1 del Tensor G2 funcionarán a una velocidad máxima de 2,85 GHz, frente a los 50 MHz de su antecesor. Los dos núcleos Cortex-A76, en cambio, funcionarán a 2,35 GHz frente a los 100 MHz del SoC anterior. Este incremento en la velocidad ofrecería, según detalla el filtrador Kuba Wojciechowski, una mejora de aproximadamente un 10 % en rendimiento multinúcleo frente al Tensor de primera generación. El rendimiento en un solo núcleo, sin embargo, sería muy similar al modelo del año pasado.

La GPU del Tensor G3 que llegará con los Google Pixel 7, hasta un 20 % más potente

Tensor Google Pixel 7

Google sí parece haber modificado la GPU del Tensor G3, el chip que llegará con los Google Pixel 7 y Pixel 7 Pro. Esta, en concreto, pasará de una Mali-G78 a una Mali-G7010 que, según datos de ARM, es hasta un 20 % más rápida frente a la anterior generación. También hasta un 20 % más eficiente y hasta 35 % más potente en tareas relacionadas con el aprendizaje automático.

Las mejoras en la GPU en el procesador Tensor, no obstante, no hacen que los Google Pixel 7 y Pixel 7 Pro compitan en rendimiento frente a otros modelos de gama prémium del mercado. Su puntuación en Geekbench, de hecho, es considerablemente inferior respecto a otros smartphones de su competencia. Los 1.068 puntos en un solo núcleo están, por ejemplo, muy por debajo de los 1.882 puntos que consigue el chip A16 Bionic de los iPhone 14 Pro. Sucede algo similar en las pruebas de varios núcleos. El Tensor de los Pixel 7, por ejemplo, consigue 3.149, mientras que el A16 Bionic supera los 4.000 puntos.

Participa en la conversación

1 comentario

Deja tu comentario

  1. Es la RECIÉN segunda generación de un procesador nuevo en el mercado, ¿Por qué c*rajos esperarían que un chip mejore significativamente ante la demás competencia que le lleva años luz de desarrollo y capacitación ante el tensor? No soy fan de la marca pero el chip cumple con varios aspectos significativos en cuanto a rendimiento, además si se parte de una comparación más objetiva, con las generaciones anteriores de chips como la del Exynos y el Apple Bionic de las segundas generaciones respectivamente de cada uno, este tensor le da años luz de potencia; pero claro estamos en un mercado actual y todo tiene que tener una medida equitativa, los tensor ya la tienen y se siguen desarrollando con el pasar del tiempo al igual que lo hicieron los demás competidores. Porfavor sean objetivos en sus notas.