BeReal, la red social cuyo objetivo es mostrar la "realidad" y "naturalidad" de las personas haciendo que solo tengan dos minutos para tomarse una foto y publicarla, no es tan real cuando se trata de dar explicaciones sobre problemas o inconvenientes que afectan a sus usuarios. Prueba de ello son los diferentes acontecimientos que han sucedido durante las últimas semanas, de los que apenas conocemos detalles a causa de una nula comunicación por parte de sus creadores o del resto del equipo de la plataforma.

Según detalla TechCrunch, la red social sufrió el pasado 21 de septiembre una caída que se mantuvo durante varias horas, y de la que BeReal solo detalló lo siguiente en un tweet. "Sí, estamos en ello", compartieron tras comprobar que el hashtag #BeRealDown comenzó a posicionarse en la sección de tendencias de Twitter en algunas regiones, y que muchos usuarios se quejaron de que no podían acceder a la app.

Aproximadamente dos horas después, la compañía daba por solucionada la caída con una respuesta a su tweet original. "Todo bien ahora", destacaban mientras ignoraban las preguntas de sus usuarios en relación al fallo.

BeReal, sin embargo, no ofreció más detalles al respecto, pese a las preguntas de sus usuarios y, además, pese que otras compañías que incluso no prometen ser tan transparentes como la mencionada red social, comparten actualizaciones constantes sobre lo ocurrido. También, por ejemplo, sobre qué es lo que está ocasionando el mal funcionamiento del respectivo servicio o plataforma. Si bien es algo esperable de empresas como Meta, en una firma que hace tanto énfasis en ser reales y honestos, reiteramos, es sumamente extraño.

"Cuando se le pidió un comentario, BeReal se negó a responder a una serie de preguntas relacionadas con su interrupción, incluyendo cosas como qué la causó, qué tan extendida estaba y si la empresa tenía una idea de cuándo se resolvería".

Si BeReal no es capaz de aclarar una pequeña interrupción del servicio, ¿qué pasará cuando suceda algo más grave?

BeReal, de hecho, es una compañía muy poco comunicativa. Sus creadores no han ofrecido ninguna entrevista a los diferentes medios de comunicación. BeReal tampoco ha detallado sus planes de futuro en cuanto a funciones u otros asuntos relevantes. Entre ellos, cuál es su modelo de negocio, pues la app, pese a que cuenta con recaudaciones millonarias de grandes firmas de inversión.

Preocupa, sobre todo, los posibles inconvenientes que podrían suceder en un futuro, y la posible falta de transparencia por parte de BeReal para comunicar y abordar estos problemas. Tal y como detalla el citado medio, no está claro qué pasaría si la app, por ejemplo, sufre un hackeo que ocasiona una filtración de los datos personales de los usuarios que utilizan la plataforma.

Mientras tanto, la app sigue creciendo a pasos agigantados después de que se viralizara en otras plataformas, como TikTok, Twitter o Instagram. BeReal, según datos de Sensor Tower, acumula ya más de 40 millones de descargas. La mecánica, además, está siendo imitada por las principales redes sociales.

Deja un comentario

Deja tu comentario