El Departamento del Tesoro de Estados Unidos quiere regular las stablecoins para "admitir opciones de pago más rápidas, eficientes e inclusivas". Para ello, el organismo ha instado al Congreso a aprobar una legislación que evite las "corridas" y aborde las preocupaciones sobre riesgo intrínseco de las mismas.

Según un informe del Tesoro, la emisión de stablecoins debe estar ligada a entidades bancarias, las cuales están sujetas a la política monetaria de Estados Unidos. Este movimiento podría causar el rechazo de algunos defensores de estas criptodivisas.

La petición del organismo encargado de regular a las entidades financieras de Estados Unidos sostiene la pronta regulación de las stablecoins para impulsar la liberación de su potencial. Asimismo, promueve medidas de protección para inversores, protección contra el fraude, la manipulación y otros riesgos. "El rápido crecimiento de las monedas estables aumenta la urgencia de este trabajo", señala.

"Existen brechas clave en la autoridad prudencial sobre las stablecoins utilizadas para fines de pago. Para abordar estos riesgos, las agencias recomiendan que el Congreso actúe con prontitud para promulgar legislación que garantice que las monedas estables de pago estén sujetas a un marco prudencial federal de manera consistente y completa".

Departamento del Tesoro

Ahora solo resta esperar si la petición del informe tendrá efecto. Eso sí, no quedan dudas de que el Departamento del Tesoro es un actor de peso ante el Congreso estadounidense. Si la nueva legislación se aprueba, podría prohibirse que cualquier entidad que no sea una institución bancaria regulada pueda emitir stablecoins.

En caso que el Congreso no actúe, el informe del Tesoro recomienda que Consejo de Supervisión de Estabilidad Financiera tome medidas para declarar a la emisión de stablecoins como de importancia sistémica. Por consecuencia, tarde o temprano podría desencadenar un mayor escrutinio federal.

¿Qué son las stablecoins?

Crédito: Unsplash

En la actualidad, escuchar el término criptomoneda es algo de todos los días. Bitcoin, Ethereum, Dogecoin y Shiba, con sus similitudes y diferencias, suelen ser algunas de las más nombradas. Pero estas criptos tienen algo en común: su fuerte volatilidad, tanto en uso como en inversión. Para hacer frente a esto, el blockchain ha permitido el surgimiento de las stablecoins.

Para mantener estabilidad, las stablecoins asocian su valor a monedas fiat, como el dólar y el euro; o bienes materiales como el oro y los inmuebles. Inclusive pueden estar asociadas a otras criptomonedas o a un algoritmo capaz de brindarle un precio estable. Algunas de las criptomonedas estables más conocidas de la actualidad son Tether o DAI.