Mercedes-Benz sigue trabajando para alejarse de los motores de combustión y cimentar su futuro completamente eléctrico. El fabricante de coches alemán del Grupo Daimler anunció que se unirá a Stellantis y Total Energies para fabricar baterías para coches.

En este sentido, al hacerse con el 33% de las acciones se convertirá en "accionario en igualdad de derechos" de Automotive Cells Company (ACC), una compañía conjunta entre la energética francesa y el grupo automotriz que se formó tras la fusión entre Fiat Chrysler y el Grupo PSA.

Producto de la integración con ACC, Mercedes-Benz y sus socios alcanzarán una capacidad de 120 gigavatios-hora (GWh) anuales en Europa. Esto será posible gracias a una inversión combinada de capital de más de 7.000 millones de euros" (unos 8.200 millones de dólares) que impulsará este ambicioso plan de transformación.

"Podemos ayudar a garantizar que Europa permanezca en el corazón de la industria automotriz, incluso en la era eléctrica. Con Mercedes-Benz como nuevo socio, ACC apunta a duplicar la capacidad en sus plantas europeas para respaldar la competitividad industrial con en el diseño y la fabricación de baterías".

Mercedes-Benz

Mercedes-Benz impulsa su proyecto de electrificación

Crédito: Mercedes-Benz

La esencia del nuevo proyecto responde a los planes de electrificación de Mercedes-Benz, que ser "completamente eléctrica a finales de la década". Para ese entonces, el fabricante alemán debería haber alcanzado una capacidad total de producción de baterías de más de 200 gigavatios-hora (GWh) anuales.

Precisamente, cuando en julio de este año Mercedes-Benz anunció su estrategia, dijo que concretaría nuevas alianzas para el desarrollo y la producción de baterías diferentes partes del mundo. Este movimiento contemplaba la creación de ocho nuevas gigafactorías, cuatro de ellas ubicadas en Europa.

La estrategia de electrificación de Mercedes-Benz está significando una compleja reorganización de la histórica empresa. Con la vista puesta en los próximos años, la firma también está trabajando en tres nuevas plataformas para sus coches eléctricos:

  • MB.EA: cubrirá todos los coches de tamaño mediano a grande, estableciendo un sistema modular escalable como columna vertebral eléctrica para la futura cartera de eléctricos.
  • AMG.EA: será una plataforma de vehículos eléctricos de alto rendimiento de Mercedes-Benz dedicada a clientes AMG, orientados a la tecnología y al rendimiento.
  • VAN.EA: se orientará a furgonetas eléctricas y vehículos comerciales livianos, que contribuirán al transporte libre de emisiones y ciudades en el futuro.