Un nuevo rumor proveniente del canal de YouTube EverythingApplePro, asegura que los iPhone 13 contarán con una bobina de carga más grande, una mejora que permitirá dotar a los próximos modelos de iPhone de nuevas características, como la carga inalámbrica reversible.

Una bobina de carga inalámbrica "ligeramente más grande", según comenta el youtuber, se traduce en una mayor superficie de carga. Los iPhone, por lo tanto, podrían continuar cargando aunque no estén centrados en el cargador. Actualmente, Apple utiliza MagSafe para la carga de los iPhone 12. El sistema de imanes mantiene alineado el cargador con el terminal para evitar que se desplace.

Los iPhone, además, podrían cargar más rápido. Actualmente, los iPhone 12 cuentan con una potencia de 15W, que se consigue a través del cargador MagSafe y un adaptador USB C de 18W. Por el momento, se desconoce si Apple mejorará la velocidad de la carga inalámbrica.

Una mayor superficie de carga también permitiría suministrar energía a accesorios, como los AirPods, con solo acoplarlos a la trasera de los iPhone 13, una característica que se conoce como carga inalámbrica inversa. Muchos fabricantes, como Samsung, Huawei o Xiaomi, ya cuentan con la capacidad de cargar otros dispositivos de forma inalámbrica. La potencia, eso sí, es mucho más limitada que la de un cargador inalámbrico.

Los rumores sobre la carga inalámbrica inversa vuelven con los iPhone 13

Imagen: Max Weinbach/9to5mac

No es la primera vez que se especula sobre la carga inalámbrica inversa en los iPhone. De hecho, anteriores rumores sugerían una característica similar en los iPhone 11. Los iPhone 12, además, parecen contar con la tecnología suficiente para cargar otros dispositivos, pero no hay ninguna opción que permita activar esta característica.

Es probable que Apple continúe trabajando en un método para evitar que la batería de los iPhone se agote rápidamente al utilizar esta tecnología. Para ello, podría limitar la carga inversa a accesorios con baterías más pequeñas.

Los iPhone 13 no serían los únicos dispositivos que podrían suministrar energía a otros dispositivos. Según Bloomberg, los iPad Pro de 2022 incluirían una trasera de cristal para poder incluir la carga inalámbrica, que a su vez permitiría cargar otros dispositivos de forma reversible mediante el estándar Qi. Los iPad no solo tienen una mayor batería, sino que su superficie es más grande.