Renovar el iPhone cada año es una opción al alcance de muy pocos. Lo mismo que, por ejemplo, pagar más de mil euros por el dron DJI Mavic Pro 2 para usarlo exclusivamente en verano, durante las vacaciones. Como ya ocurre en otros sectores, como en las plataformas de streaming o el alquiler de coches, en el tecnológico también se podrá ahora pagar una cuota mensual por el dispositivo que queramos y, cuando venza, decidir si queremos cambiarlo o pagar para quedárnoslo.

Esto es básicamente lo que viene haciendo Grover, una empresa de origen de alemán desde su creación en el año 2015 y que llega a España hoy lunes 14 de junio. Básicamente, lo que busca es eliminar el concepto de propiedad y que cada persona pague exclusivamente por el tiempo que use el dispositivo tecnológico que necesite, pagando una suscripción por un periodo de tiempo determinado.

Los periodos de suscripción van desde un mes a los doce, variando el importe de la cuota en función del tiempo que seleccionemos.

Entre los productos que podemos encontrar están en su catálogo de España, veremos desde teléfonos, como el iPhone 12 Pro o el Samsung Galaxy S21, a otros más “personales” como smartwatches o auriculares y pasando por ordenadores, consolas o gafas de realidad virtual. En total, más de 500 dispositivos para poder elegir.

Buscamos algo parecido a lo que pasa con el sector inmobiliario y el alquiler de casas. Durante el confinamiento hemos visto que muchas personas buscan ahora una casa diferente a la que tenían antes.Con una casa de alquiler, pueden cambiarla por otra sin mayor problema cuando quieran o cuando lo necesiten. En Grover queremos que el consumidor pueda tener acceso a la tecnología que más se ajusta a sus necesidades y cambiar de dispositivo cuando quiera.” Aclara Sergio Alonso, responsable de Grover España. 

Cobertura de daños y desinfección entre cada uso

En mitad de una pandemia, puede haber personas que se muestren un tanto desconfiadas a la hora de alquilar por meses un producto tan íntimo como unos auriculares. En palabras del propio Sergio Alonso, “cada producto es desinfectado utilizando los procesos más avanzados por lo que cuando una persona saque de la caja unos auriculares o un smartwatch, puede tener la confianza de que ha sido completamente desinfectado y esterilizado antes.”

Además, en relación a los auriculares, con baterías pequeñas que pierden capacidad con facilidad, Grover asegura que todos los dispositivos, incluido auriculares, sufren un proceso de reacondicionamiento, similar al que hacen otras compañías como Apple, antes de ponerlo a la venta en el mercado.

Si un dispositivo se rompe, Grover se hace cargo del 90% de la reparación, por ejemplo rotura de la pantalla, de la parte trasera o si se moja.

Selección de alquiler de dispositivos

Cuando entramos en la web de Grover, podremos buscar el producto que deseemos o bien acceder a su sección de ofertas. Una vez tengamos el dispositivo elegido, es el momento de seleccionar el tiempo de alquiler que queramos. Obviamente, cuando mayor sea el alquiler, más baratas serán las mensualidades. Los periodos de alquiler van desde uno a 12 meses, en grupos de tres meses (1,3,6,9 y 12). Posteriormente, en un periodo de tiempo de entre 3 y cinco días, recibiremos el pedido en donde deseemos. Los productos se mandan directamente desde Alemania ya que no tienen sede física en España. 

De momento, la web de Grover España se dirige únicamente a consumidores finales pero no se descarta que también acaben dando el salto al sector empresarial como hacen en Alemania.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.