El catálogo de Netflix puede parecer ser enorme y en ocasiones inabarcable, especialmente cuando el contenido de la plataforma se cuadruplicó durante los últimos años. Se trata de una búsqueda en ocasiones confusa entre cientos de opciones de series de Netflix, todas de buena calidad y de la que la mayoría de las veces no has escuchado. 

Para que el recorrido por el catálogo del servicio no sea tan complicado, te dejamos cinco series de comedia de Netflix que seguro no conoces.

Además, incluimos las que te harán reír y las que también te harán reflexionar y conmoverán. Un recorrido por ese reverso curioso, y en ocasiones poco conocido, de un gigante de las series como Netflix. 

'Yo nunca' 

Sí, se trata de otra comedia adolescente. No, no es como esperas que pueda ser. En realidad, se trata de una mirada curiosa, onírica y en ocasiones surreal a los primeros años de la vida adulta. Cuando Devi pierde a su padre y también la movilidad de sus piernas casi al mismo tiempo, su mundo entero se derrumba. 

Pero aunque pueda parecer una premisa melodramática, en realidad es un trayecto hacia la búsqueda de la identidad lleno de humor. Esta serie de Netflix con una cínica mirada sobre todo lo que tememos, aprendemos y perdemos en los primeros años de la adultez está llena de originalidad. Recomendada para tardes aburridas, domingos sin mucho que hacer y momentos de simple necesidad de evasión. 

'On My Block'

Ser adolescente nunca es sencillo y mucho más en una época como la nuestra. Mucho más si agregamos una ciudad multicultural como Los Ángeles. Pero esta, aunque parezca una de esas series de Netflix que busca crear una noción un tanto disparatada sobre la adolescencia, en realidad es una sincera mirada sobre el cambio

Y lo es en la medida que sus personajes — estereotipos inevitables — toman una rara verosimilitud que les permite relatar ideas complejas. Desde la soledad a la búsqueda de un lugar en el mundo, On My Block utiliza el humor y el drama como detonantes para reflexionar sobre la vida cotidiana. Pero no desde espacios comunes o el cliché, sino a través de un espacio original entre ambos géneros. 

'Derry Girls'

La Irlanda de los años ’90 era un lugar complicado. Pero en medio de lo que parece un escenario dramático, Derry Girls logra encontrar un equilibrio conmovedor entre la comedia y la reflexión. Lo hace además con un sentido del humor retorcido, en ocasiones negro y casi siempre cínico. 

Pero más allá de eso, y con alguna evidente inclinación por la provocación, Derry Girls es de una ternura dolorosa. Sobrevivir a una situación que sobrepasa con creces cualquier intento de rutina cotidiana, requiere imaginación y esfuerzo. Y la serie de Netflix lo muestra en un recorrido de inusual inteligencia que merece al menos, disfrutar de un par de capítulos. 

'Kim’s Convenience'

La inmigración nunca será un tema sencillo, mucho menos en una época con tantas discusiones sensibles con las cuales lidiar. Aun así, Kim’s Convenience lo hace con una curiosa sensibilidad creando el escenario perfecto para debates sutiles. ¿Qué es la identidad? ¿Qué nos hace ser lo que somos? ¿Por qué necesitamos asumir el peso de nuestra herencia cultural? La serie de Netflix hace énfasis en pequeñas visiones sobre una circunstancia actual con cientos de aristas distintas. Lo hace, además, dentro de la connotación de lo extraño que puede resultar la cultura que prospera dentro de la herencia étnica. 

Pero en lugar de tomar un giro dramático y profundizar en temas espinosos de manera superficial, la serie no se toma en serio. Disfruta de los choques culturales, los recrea con originalidad y sensibilidad. Pero además, y este es quizás su punto más interesante, sabe jugar con ideas más complejas. Para bien o para mal, la cultura mundial se ha vuelto diversa e imposible de clasificar. Y Kim’s Convenience lo muestra en toda su singular variedad. 

'Día a día'

Este delicioso remake del clásico de los ’70 tiene la particular cualidad de lograr captar en su totalidad el espíritu del original. Pero no lo hace como una copia o con la intención de sostenerse a través del éxito previo. Los productores tuvieron el cuidado de utilizar la misma premisa, pero adecuándola a un diálogo sincero sobre la diferencia. Sin recurrir a los clichés habituales o contar una historia de familia disfuncional, este ejemplo de series de Netflix logra narrar lo cotidiano y hacer reír.

La burla proviene de esos pequeños momentos sin sentido de la vida corriente, que muestra sin exagerar o disminuir en su cualidad caótica. Día a día es una comedia con el ingenio de contar con buen gusto historias poco originales. Y quizás esa, es su mayor fortaleza.