Unreal Engine 5, la próxima versión del popular motor gráfico de Epic Games, nuevamente nos ha mostrado su potencial. Después de ser presentado a mediados de 2020, el estudio de Carolina del Norte volvió a la carga para presumir algunas novedades técnicas de su herramienta de desarrollo. La demo más reciente destaca, una vez más, por un nivel de detalle abrumador. Cabe mencionar que la demostración corre tanto en PS5 como en Xbox Series X.

Lo anterior es importante porque anticipa cómo podrían verse algunos videojuegos en las nuevas consolas gracias a Unreal Engine 5. Desde luego, apenas estamos arrancando la generación y queda mucho camino por recorrer. Es evidente que las compañías de videojuegos, incluyendo Xbox y PlayStation, tardarán al menos un par de años para exprimir el nuevo hardware al máximo. Lo mismo sucede con PC, pues las GPU de última generación todavía tienen mucho por mostrar.

Epic Games explicó a GamesBeat que Unreal Engine 5 tiene como objetivo mejorar la libertad, fidelidad y flexibilidad de los desarrolladores al momento de crear videojuegos. Para ello ofrecerán, además de una renovada interfaz, herramientas como Nanite y Lumen. La primera permite mejorar la reproducción de polígonos, lo cual se reflejará en modelados con un mayor nivel de detalle. Por su parte, Lumen es una tecnología de iluminación dinámica en tiempo real. Su propósito es replicar el comportamiento real de la luz dentro de un escenario virtual.

Uno de los aspectos más interesantes de la demo, de nombre ‌Valley of the Ancient, es que los interesados pueden descargarla y ejecutarla en tiempo real. Eso permitirá probar las nuevas características de Unreal Engine 5 sin demasiado esfuerzo. Probablemente te estás preguntando: ¿la nueva versión del motor gráfico ya está disponible? Sí, pero solo una versión preliminar que no está lista para producción. Puedes acceder a la descarga desde el siguiente enlace.

Si bien el PS5 y Xbox Series X|S apuntan a los 60 FPS como estándar, en Epic Games aclaran que, para alcanzar el nivel de detalle visual de la demo, Unreal Engine 5 se limita a 30 FPS —en consolas—. Eso sí, el motor gráfico tiene capacidad de sobra para alcanzar la primera tasa, siempre y cuando se sacrifiquen algunos detalles visuales. Lo más importante de todo es que los jugadores podrán elegir entre una opción y otra, una propuesta que ya hemos visto en algunos juegos next-gen.