Bridgerton de Netflix está en el centro de la polémica. Hace un par de años, HULU se vio obligada a batallar en cortes cuando varias webs pornográficas incluyeron en su catálogo escenas de la serie Normal People. El show se hizo famoso por sus secuencias sexuales de corte explícito, lo que despertó el interés del mundo del porno. A la plataforma le llevó meses lograr que la mayoría borrara el contenido en suelo norteamericano. No obstante, fracasó en su empeño de evitar la difusión del material en páginas rusas y otros países.

Una situación parecida atraviesa Netflix en la actualidad con su más reciente éxito, Bridgerton. La primera producción de Shonda Rhimes se convirtió en un fenómeno instantáneo. Pero el éxito tuvo como consecuencia que un considerable número de páginas dedicadas a la pornografía incluyeran las escenas más explícitas dentro de su catálogo. Netflix alega que se trata de uso malicioso de su propiedad intelectual y, según varios medios, tiene la intención de llevar el caso a cortes.

‘Bridgerton’: defendiendo su éxito por encima de todo

Según algunos medios, Netflix intenta proteger la integridad de Bridgerton, convertida en un éxito sin precedentes. Page Six informa que “las escenas de sexo pirateadas de la serie han acumulado cientos de miles de visitas en plataformas de transmisión de vídeos para adultos, lo que ha dejado a los ejecutivos de Netflix luchando por retirar las imágenes compartidas de forma no autorizada”. Netflix ha emitido advertencias sobre “el uso indebido de su propiedad intelectual”, lo que ha provocado que se eliminen algunos clips. Pero no ha logrado que ocurra en la mayoría de los casos.

“Las escenas de sexo de Bridgerton que aparecen junto con algunos de los materiales más obscenos, han provocado horror e ira”, dijo una fuente anónima al británico The Sun, y agregó que la actriz Phoebe Dynevor está molesta con la circulación de las escenas de sexo que protagoniza. “Las secuencias atrevidas han contribuido a al éxito, pero es un drama de prestigio basado en una saga respetable novelas best selles. Vender escenas como pura obscenidad denigra el contenido central”.

The Sun agregó que el malestar se ha extendido por buena parte del elenco, lo que podría afectar las grabaciones de la ya confirmada segunda temporada: “Ha sido particularmente angustioso para Phoebe Dynevor y Regé-Jean, dos jóvenes actores que firmaron para el papel de su vida y no consintieron en ser explotados de esta manera”.

Una larga historia ardiente

Por supuesto, Bridgerton solo es la más reciente serie de televisión que tiene escenas de sexo extraídas ilegalmente para ser distribuidas en sitios web de pornografía. Las escenas de sexo de Game of Thrones circulaban con frecuencia a través de Internet. No obstante, el caso de Normal People es probablemente el mejor ejemplo de lo que puede hacer un canal o plataforma para proteger su contenido. El productor Ed Guiney, logró que PornHub detuviera la distribución del material, y además sentó el precedente del reclamo público que puede beneficiar a la serie de Netflix.

“Estamos muy decepcionados de que se hayan usado extractos de la serie de Normal People de esta manera”, dijo Guiney a Variety el año pasado. “Es una violación de los derechos de autor y, lo que es más importante, profundamente irrespetuoso con los actores involucrados y con el equipo creativo en general. Hemos tomado las medidas adecuadas para exigir que el contenido se elimine de la plataforma con efecto inmediato”. El reclamo permitió que una posible demanda por protección de derecho intelectual, permitiera la eliminación del material. Un camino que, al parecer, seguirá Netflix en las próximas semanas.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.