Las herramientas de traducción están evolucionando rápidamente. En la actualidad, puedes traducir carteles, documentos o guías empleando la cámara de tu teléfono y una aplicación que combine el reconocimiento de texto con la traducción. También es posible traducir conversaciones a viva voz en tiempo real.

Con todo, saber idiomas sigue siendo importante y, en ocasiones, un requisito laboral. Por suerte, tenemos muchos recursos para aprender idiomas, y no todos son aburridos. Ver vídeos en YouTube o Netflix con subtítulos, escuchar música en Spotify o Apple Music con las letras activadas o leer artículos en tu navegador con diccionarios integrados. Son solo tres ejemplos complementarios para aprender idiomas en tu tiempo libre.

Si pasas tiempo navegando por la web consultando páginas y sitios web, puede que quieras probar suerte con Toucan, un complemento para Google Chrome con el que podrás aprender francés, alemán, portugués e italiano. También sirve para aprender español, ya que está enfocado en el publico anglosajón. Una lástima que, por el momento, no incluyan el inglés.

Integrando el diccionario en el texto

Lo que propone Toucan no es nada nuevo, en parte. Se trata de sacar partido a lo que permite una página web, un medio vivo e interactivo, a diferencia de un libro o una revista en papel.

Una vez instalada la extensión o complemento para Google Chrome y compatibles (Opera, Brave, Microsoft Edge y otros), cuando leas un texto en tu idioma, de vez en cuando verás palabras en otro idioma, el que quieras aprender. Así, de una manera natural, aprenderás palabras nuevas con su contexto.

Si no sabes qué significa esa palabra, ni por su contexto, al colocar el cursor encima verás su traducción, una definición y un icono de altavoz para conocer su pronunciación. Con el tiempo, irás incorporando palabras nuevas a tu vocabulario en el idioma elegido.

No sólo eso. Toucan traduce palabras pero también frases. Y si quieres aprender temas concretos, podrás afinar las sugerencias seleccionando qué temas de conocimiento te interesan más, como deportes, cocina o negocios.

Todo suma para aprender idiomas

Como resulta obvio, Toucan no es un sustituto a tu academia de idiomas o al curso que estés haciendo en ese momento, presencial u online. Es más que nada un complemento, una ayuda adicional compatible con otros recursos con los que aprender idiomas de manera natural y sin prisas.

En un curso online aprenderás las normas ortográficas y gramaticales, conjugaciones verbales, preguntas, fórmulas de cortesía, etc. Y con ciertos recursos, como Duolingo, podrás aprender a base de responder preguntas como si de un juego se tratara.

Por su parte, Toucan estará ahí, mientras navegas por internet, para mostrarte palabras sueltas que irás incorporando a tu bagaje sobre determinado idioma. Como dicen sus responsables, por el momento ofrecen el servicio a hablantes de inglés que quieren aprender español, francés, alemán, italiano y portugués. Pero puedes contactar con ellos y sugerirles nuevos idiomas, como inglés, a esta dirección de correo.

Por lo demás, Toucan se puede usar gratis. Si quieres ir más allá, tiene un servicio de suscripción, de pago, con más vocabulario. Encontrarás más información en su página oficial.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.