Ayer, Sony sorprendió con el anuncio de PlayStation Plus Collection, un beneficio exclusivo para los suscriptores PS+ que adquieran la PS5. Se trata de una biblioteca digital con 18 juegos de PS4 que se podrán disfrutar desde el lanzamiento de la nueva consola. Fue inevitable preguntarnos si esta era la respuesta de PlayStation a Xbox Game Pass, pero Sony ha salido rápidamente a aclarar el tema con el fin de evitar una ola de confusión.

Jim Ryan, presidente de Sony Interactive Entertainment, señaló a GamesIndustry.biz que PlayStation Plus Collection no reemplazará a PlayStation Now, que hasta el momento es lo más cercano que existe a Xbox Game Pass en la plataforma japonesa. PS Now, aunque mensualmente agrega nuevos títulos, jamás ha apostado por ofrecer juegos de lanzamiento; es una de sus principales diferencias con la propuesta de Microsoft. PlayStation Plus Collection y la PS5 no cambiarán ese modelo, así que no esperes ver los lanzamientos más recientes de la marca en una suscripción.

¿Por qué Sony no busca competir directamente con Game Pass en la PS5? En realidad es un asunto de posibilidades y estrategias. Ryan menciona que desarrollar los juegos exclusivos de PlayStation implica una inversión significativa. Algunos de sus títulos, asegura el directivo, disponen de un presupuesto que supera los 100 millones de dólares. Por consiguiente, para Sony no es rentable lanzar una membresía que incluya sus últimas novedades jugables. La ganancia sería mínima, incluso nula.

Para nosotros, tener un catálogo de juegos [como Game Pass] no es algo que defina una plataforma. Nuestro discurso, como han escuchado, es ‘juegos nuevos, juegos geniales’. Ya hemos tenido esta conversación antes, no vamos a seguir el camino de poner nuevos títulos en un modelo de suscripción. Estos juegos cuestan muchos millones de dólares, más de $100 millones para desarrollarlos. Simplemente no lo vemos como algo sostenible.

Hace un par de meses, en Hipertextual te hablamos sobre las diferentes visiones de Microsoft y Sony de cara a la próxima generación. Respecto a los modelos de suscripción, explicamos que los de Redmond tenían el potencial económico para hacer posible Xbox Game Pass, mientras que las arcas de Sony simplemente no pueden permitírselo. En la actualidad, Sony invierte cantidades enormes en crear experiencias exclusivas que suelen sobresalir, y la única forma de recuperar esa inversión es cobrar por cada copia. Con la PS5, por cierto, sus exclusivos subirán a 70 dólares en Estados Unidos, 80 euros en España y $1,799 en México.

Ryan recalcó: «Queremos hacer que los juegos sean más grandes y mejores, y con suerte en algún momento, más persistentes. Así que ponerlos en un modelo de suscripción desde el primer día no tiene ningún sentido para nosotros. Para otros en una situación diferente, podría tener sentido, pero para nosotros no. Queremos expandir y hacer crecer nuestro ecosistema existente, y poner nuevos juegos en un modelo de suscripción simplemente no encaja con eso». La PS5 verá la luz el 12 de noviembre en Estados Unidos y México, mientras que en Europa aterrizará el 19 del mismo mes.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.