the eternals
– Jul 21, 2020, 17:30 (CET)

Cuatro películas que tendrán relación directa con ‘The Eternals’ de Marvel

Aunque el estreno de The Eternals de Chloé Zhao fue aplazado a febrero del 2021 debido a la emergencia sanitaria del coronavirus, su influencia es lo suficientemente importante como para que se le considere uno de los estrenos claves del estudio a futuro.

Como ya debes saber, The Eternals son las criaturas más antiguas y poderosas de la editorial Marvel, por lo que su llegada al cine se ha convertido en un acontecimiento de considerable interés para los fans y para los millones de seguidores de la franquicia del Universo Cinematográfico de Marvel.

Después de todo, la historia de los personajes abarca casi mil años dentro del universo de la editorial y de alguna u otra forma se vincula a buena parte de las historias que llegaron o están por llegar al cine. Se trata de un fenómeno de enorme interés, que además convierte al film de Zhao en una referencia obligada para la Fase 4 y sin duda, la cinco del Universo Cinematográfico de Marvel.

De ahí, la considerable importancia que ha tomado el argumento que veremos el año entrante, en el cual The Eternals deberá establecer las bases de su historia, personajes, relaciones con el resto de las películas de Marvel y dejar las suficientes líneas abiertas para interconectar con lo que vendrá a continuación.

La película tiene la especial misión de sostener todo lo que se refiere a la interpretación de un grupo de nuevos héroes y a su vez, mostrar tanto el mundo tecnológico y científico de la casa de las ideas, como el mágico, uno que apenas ha sido mostrado durante más la más de una década de trayecto del MCU a través de sus principales personales.

¿Es un compromiso en exceso ambicioso para la película de Zhao?

El Infinito, el miedo y el origen

The Eternals se basa en los personajes creados por el mítico escritor y artista de cómics Jack Kirby durante la década de los ’70 y cumplen la función de sostener la mitología de origen del Universo de Marvel, lo cual les convierte en contexto inevitable para la mayor parte de sus historias, tanto anteriores como posteriores a su primera publicación.

La historia central del cómic cuenta cómo un grupo de seres divinos llamados Celestiales llegaron a la Tierra milenios atrás y crearon dos ramificaciones genéticas de la raza humana. Por un lado, se encuentran los Eternos — inmortales, poderosos y creacionistas — y por el otro, los Deviants— grotescos, imperfectos y destructores — en lo que es sin duda una alegoría directa al bien y el mal con cierto sustrato mitológico.

Durante más de mil años, los Eternos han compartido la Tierra y nuestra realidad en secreto, aunque las batallas que han protagonizado para contener la codicia de los Deviants de vez en cuando han tenido repercusiones en el mundo tal y como las conocemos.

Marvel llevará esta intricada mitología a la Fase Cuatro de su franquicia con un elenco repleto de estrellas que incluye a Angelina Jolie, Richard Madden y Salma Hayek, e intentará que el argumento sea el centro motor de las historias venideras que dependerán de mayor o menor medida de su influencia. Hagamos un repaso por las películas en las que la historia de Los Eternos tendrá una clara importancia.

Shang-Chi y la leyenda de los diez anillos, de Destin Daniel Cretton

Aunque no existe una conexión directa entre la historia de los Eternos y este recorrido por la organización criminal que Tony Stark (Robert Downey, Jr.) descubre casi por accidente en la trilogía de Iron Man, sí es probable que Marvel tome la interesante decisión de enlazar la leyenda de los diez anillos. La misma que en el cómic analiza como artefactos alienígenas con poderes específicos y que responden al mandato de quien los porta.

Es probable que Marvel utilice el contexto de The Eternos para brindar sentido y sustancia a la existencia de los diez anillos. Tal y como sugiere una teoría no confirmada, cada uno podría estar vinculado a un Eterno distinto y a los poderes que maneja en el Universo fílmico.

Además, si tomamos en cuenta que la intención de Kevin Feig es dotar a la franquicia del MCU de una mitología de considerable importancia que pueda abarcar tanto los elementos de origen de buena parte de sus historias, como los poderes de sus personajes más emblemáticos.

¿No sería la excusa perfecta para explicar el poder de los anillos que serán el centro argumental de la película?

Doctor Strange in the Multiverse of Madnes, de Sam Reimi

Lo más probable es que en apariencia, las futuras aventuras del Doctor Strange no tengan una relación directa con las batallas entre Eternos y Deviants.

Pero aun así, Marvel tiene un contexto más que interesante para incorporar a uno de sus nuevos personajes a la secuela de una de las películas más esperadas de la fase cuatro: Black Knight/Dane Whitman (que en la futura película será encarnado por Kit Harington) ha formado parte de varias de las historias más interesantes de Strange en el mundo del cómic.

Whitman tiene vínculos profundos con el Universo del Hechicero Supremo, y también con el mundo mágico que será profundizado en la Fase 4 a través de varias de las historias centrales con vistas a la todavía en abstracto futuro de la franquicia.

De modo, que es probable que Whitman aparezca incluso junto a Strange en su nueva aparición en el cine, quizás para brindar contexto a la maldición que le rodea y que convierte a su espada Ebony Blade — una pieza antigua y poderosa creada por Merlín en la era artúrica — en algo más que una curiosidad dentro de su historia.

Con su detallada genealogía, el extrañísimo origen de sus poderes y el trágico vínculo de amor y muerte que le une al Universo de los Eternos es más que probable que el personaje tenga más dimensiones que sólo la que se muestre en la película de Zhao. Y sin duda, el extraño mundo de Sanctum Sanctorum es quizás el lugar ideal hacerlo.

Black Panther II, de Ryan Coogler

Hasta ahora hay muy pocos detalles sobre el argumento de la secuela inmediata del éxito del 2018 dirigido por Coogler, Black Panther.

Solo ha trascendido el insistente rumor de que el villano capitular será Namor, el hijo mutante de un marino y una princesa del mítico reino submarino de la Atlántida.

De serlo, Marvel entraría en una nueva dimensión de su propia mitología, que por supuesto incluiría una exploración a fondo del Reino de Atlantis (si te lo preguntas, por completo distinta a la versión DC) y todo lo relacionado con esta civilización de guerreros de piel azul que respiran agua y que están preparados para conquistar el mundo más allá de los océanos.

En Avengers: Endgame (hermanos Russo, 2019), hubo una rápida y poco precisa pero indudable mención de Okoye (Danai Gurira) de algún tipo de trastorno sub acuático, mientras rendía cuentas a Black Widow (Scarlett Johansson) y la conversación entre ambos personajes dejó traslucir que se trataba de un trastorno lo suficientemente preocupante como para llamar la atención de Wakanda y suscitar algunas preguntas por parte de Black Widow.

¿Es el anuncio de llegada de Namor? Buena parte de los fans creen que sí y de hecho es el posible vínculo que podría unir tanto al universo atlante de Marvel, con la venidera película que profundiza en Wakanda. Después de sobrevivir a lo que sea que ocurrió durante los cinco años siguientes al chasquido de Thanos.

¿Cuál es la relación entre los Eternos y esta trama? Lo más probable es que para explorar la historia de Namor haya que ir mucho más atrás y mostrar la destrucción de Atlantis, que, de hecho, es obra de los Deviants en medio de su interminable conflicto con los Celestiales.

Por si eso no fuera suficiente, es probable que sea la caída de la mítica ciudad la que permita entender el real poder de los entes destructores a los cuales deben enfrentarse los Eternos en cada oportunidad posible.

X-Men (aún sin director)

Todavía no está claro cómo vinculará Marvel la franquicia de los mutantes con el Universo Cinematográfico de Marvel, de modo que es posible suponer que una película de la envergadura de The Eternals podría ser la oportunidad precisa para presentar las historias y enlazar la trama de muchos de sus personajes principales con la de The Eternos.

En el cómic, los mutantes fueron el producto de los experimentos de Los Celestiales con el ADN humano (al igual que los Eternos y los Celestiales) al que añadieron el gen X, que hace posible las múltiples mutaciones que dan origen a toda una nueva raza.

Si Marvel desea mostrar el nacimiento mismo de su nueva franquicia, solo debería dedicar algunos minutos a explicar los experimentos de los Celestiales con la raza humana y quizás ahorrarse una película de origen que tuviera que competir — y ser contrastada — con las versiones anteriores de los diferentes argumentos de la ya finalizada saga en el estudio FOX.