iQOO, la marca perteneciente al grupo BBK –que también tiene en su catálogo a marcas como OnePlus, Vivo y Oppo–, ha presentado el primer sistema de carga rápida capaz de inyectar 120 vatios de potencia. Esto supone un salto considerable respecto a los sistemas actualmente disponibles en la mayoría de smartphones del mercado.

Esta transferencia de potencia, según ha anunciado la marca, implica que una batería de 4.000 mAh de capacidad puede pasar de un 0% a un 100% de carga en solo 15 minutos. De igual forma, el sistema de 120 vatios permite pasar de 0% a 50% en solo 5 minutos, según iQOO.

El prototipo utilizado durante la presentación contaba con una batería dividida en dos partes –con 2.000 mAh de capacidad cada una–. Cada una de ellas se recarga de forma independiente a 5 voltios y 12 amperios, lo que equivale a unos 60 vatios de potencia en cada mitad.

Los móviles que incorporen esta tecnología de carga rápida contarán con medidas de seguridad adicionales. Entre ellas se incluye una cámara de vapor que mejorará la refrigeración del dispositivo mientras se carga a 120 vatios.

iQOO llevará esta carga al mercado

Samsung Galaxy Note 10 Plus, con carga rápida de 45W

Esta no es la primera vez que un fabricante muestra un sistema de carga rápida capaz de alcanzar los 120 vatios de potencia. La marca china Vivo, también del grupo BBK, mostró en 2019 un sistema capaz de inyectar también 120 vatios de potencia en el interior de un smartphone. Sin embargo, esta nunca llegó a integrarse en un smartphone comercialmente disponible.

iQOO, no obstante, parece que sí podría lanzar su primer producto comercial con esta tecnología de carga rápida en las próximas semanas. Eso, al menos, es lo que indica un leaker recogido por la publicación local Gizmochina

El avance de los sistemas de carga rápida resulta beneficioso para los consumidores, que pueden disfrutar más tiempo de sus dispositivos sin tener que estar atados con un cable a la corriente eléctrica. Este tipo de tecnologías, sin embargo, pueden acelerar la degradación de la batería –recortando la vida útil de la misma–. Por lo tanto, será importante evaluar este aspecto en los futuros smartphones de iQOO o cualquier otra marca que decida implementar un sistema de carga rápida con esta capacidad.