Crucible, el videojuego gratuito con el que Amazon esperaba hacerse un hueco en la competida escena de los shooters, desaparecerá de Steam. La noticia es importante puesto que no han pasado ni dos meses desde su lanzamiento. Relentless Studios, los desarrolladores a cargo, anunciaron que el juego volverá a ser beta cerrada.

El estudio confirmó que Crucicle estará disponible en Steam hasta mañana, 1 de julio a las 9 AM (PST) para todo aquel que quiera jugarlo. Posterior a esa fecha los interesados deberán inscribirse en una página de beta cerrada para acceder a él. Aquellos que lo descarguen e instalen antes de que desaparezca de Steam podrán seguir jugándolo.

Los desarrolladores dicen que la experiencia de juego en la beta cerrada no cambiará a lo que vemos ahora. Solo se programarán algunos horarios en los que los desarrolladores se integrarán a las partidas para hablar con la comunidad y recabar retroalimentación. El estudio dice que esta decisión los ayudará a mejorar Crucible realizando cambios en los mapas, combate y la modalidad Heart of the Hives.

Los primeros comentarios de la comunidad ante esta decisión no son alentadores. Algunos piensan que es la antesala de un inminente final ya que Amazon terminará cancelándolo. Otros sugieren que el juego cambie al formato "Early Access" en Steam para que siga estando disponible para todos.

¿Crucible? ¿Un juego de Amazon?

Si no habías escuchado de Crucible no te culpamos. A pesar que Amazon Game Studios lleva seis años trabajando en este proyecto, su lanzamiento el pasado 20 de mayo pasó desapercibido. Si la intención de Amazon era probar el terreno debió haber lanzado un Early Access y no una versión final. Peor aún, la empresa no le dio el empuje adecuado publicitándolo y el juego rápidamente pasó al olvido.

Crucible es el primer proyecto importante de Amazon en el terreno de los juegos AAA. A pesar que la empresa ya había publicado un juego inspirado en The Grand Tour en PS4 y Xbox One, el shooter se apuntaba como la apuesta para hacer frente a Fortnite y Overwatch.

Lamentablemente para Amazon, Crucible desapareció de la lista de los más jugados en pocos días. El juego no hizo eco en la crítica, quien lo calificó como un desastre comparado a Artifact, el juego de cartas de Valve que volvió a estado beta.

El problema para Amazon es que Crucible es aburrido y tiene demasiados problemas técnicos que le impiden ejecutarse correctamente. La pobre optimización del juego hace que corra a un máximo de 40 cuadros por segundo a detalle bajo con un equipo de media tabla. Esto es imperdonable si se desea competir con Overwatch o Fortnite, dos juegos compatibles con hardware de gama de entrada.