Tras una sonada ronda de financiación de 15 millones de euros, Podimo tenía sobre la mesa una estrategia de crecimiento por Europa. Primero en Copenhagen y después en Alemania, la plataforma de podcast made in Europe, aterriza en España desde hoy mismo.

Con su formato de podcast en formato corto, Podimo quiere conquistar uno de los cinco países en los que mas podcast se escuchan a lo largo de la semana. "Por el potencial del idioma y por el número de creadores de contenido, España es un país muy interesante para nosotros", explica Javier Celaya de Podimo España a Hipertextual.

¿Su reto? Conseguir batirse con los grandes iconos del sector. Por una parte, la startup cuenta con todo tipo de contenido en su plataforma en varios idiomas. También contenido propio para hacerse atractiva respecto a la competencia. Para su estreno contará con la participación de Patry Jordán, influencer deportiva que ha visto aumentada su popularidad durante los meses de confinamiento con ejercicios para hacer en casa, o el escritor Kiko Amat.

También tendrá que luchar contra su propio sector y la monetización del mismo. Hasta ahora, los patrocinios dentro de este segmento han luchado por dar sus primeros pasos y hacer rentable los podcast. Podimo quiere enfrentarse a ello cobrando una suscripción a sus usuarios y pagando a los creadores de contenido por las escuchas de sus podcast; es, lo que ellos definen como el Netflix de los podcast. Asegurando, de esta manera, la permanencia de los autores y la supervivencia de la plataforma más allá de la publicidad.

El podcast, como categoría, "lleva existiendo mucho tiempo, pero en formato gratuito, explica, "y llegamos en un buen momento para cambiarlo". La cultura de la suscripción ha evolucionado en España durante los últimos 5 años por lo que, para Podimo, es el momento perfecto.

El complicado mundo de las suscripciones

Esto fue mucho antes de la llamada "nueva normalidad" y ya podría decirse que formará parte de la normalidad a secas. Las suscripciones han llegado para quedarse y Podimo quiere entrar en ese segmento de mercado, pero en este caso bajo el modelo de podcast.

Netflix se posicionó como el caballo de Troya de las suscripciones; después llegó el resto de todas las variedades. HBO, Amazon o el más reciente Disney Plus en el área del contenido audiovisual. Los coches o incluso la ropa han sido también víctimas de la tendencia. Pero, sin duda, ha sido el mundo de la música el que ha vivido un antes y un después. Spotify o Apple Music, incluso la versión de Amazon, llegaron para quedarse y, de hecho, son los principales rivales de Podimo.

Con un valor añadido, que es el de la música ilimitada, los dos gigantes tecnológicos llevan tiempo trabajando en el mundo de los podcats. Tanto con contenido de terceros, como propio en diferentes idiomas.

Podimo quiere irrumpir de momento con una versión gratuita. Más tarde llegará el formato de pago para los contenidos exclusivos. Con un coste en Alemania de 4,99 euros, en España se espera que se aplique en los próximos meses con una tarifa similar. "No sabemos si habrá que hacer una variación a la baja por la cuestión del coronavirus y la sensibilidad económica que hay que tener con el contexto", añaden.

En cualquier caso, quieren que todos los creadores cobren por el contenido subido a la plataforma. El 50% de los beneficios si es en exclusiva para Podimo y 20% si se comparte en otras plataformas. Todo, eso sí, a partir de la llegada de la versión de pago. Todo para suplir las deficiencias de un mercado que, en Europa, de momento no ha atraído la atención de los anunciantes:

"En Estados Unidos esta industria general 1.000 millones de dólares en ingresos publicitarios; Europa solo 43 millones. Pero el mundo anglosajón tiene un idioma y un mercado único, cosa que el resto de Europa no tiene y eso se nota para hacer rentable la publicidad".

El negocio de las plataformas, como sustituto, es la opción más viable para el universo podcast.

Una ronda para conquistarles a todos

En mayo de este mismo año, la compañía anunciaba su segunda ronda de financiación.

15 millones de euros para la startup de Copenhague de la mano del fondo 83North –también inversores de JustEat o SocialPoint–. Junto a ellos Eventures y Heartcore renovando su participación en Podimo en una operación que se lanzaba en los peores momentos de la pandemia por el coronavirus.

Pero no era la primera vez que la empresa de podcast coqueteaba con el capital privado. En julio de 2019, justo antes de su lanzamiento en 2019 sus fundadores lograban levantar 6 millones de euros. Nikolaj Koppel, Morten Strunge, Andreas Sachse, Eva Laegdsgaard y Sverre Dueholm entraban ya con una base firme de fondos en un mercado que, a día de hoy, afecta a un 20% de la población europea.

Con esto, el objetivo de sus recién estrenados 15 millones de euros es el de desarrollar la plataforma y conquistar el mercado europeo, donde Podimo ya controla 500.000 usuarios.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.