El reciente lanzamiento de SpaceX y la NASA ha supuesto un punto de inflexión para la industria aeroespacial norteamericana. Se trata de la primera vez que una cápsula fabricada por una empresa privada (la Crew Dragon) e impulsada por un cohete capaz de aterrizar parcialmente en la superficie terrestre (el Falcon 9) transporta a seres humanos hasta la Estación Espacial Internacional. Pero la misión Demo-2 también tiene otro significado especial para la NASA, pues es la primera vez en casi una década que un cohete estadounidense despega desde el suelo de EE.UU. Durante los últimos años, la agencia espacial norteamericana había recurrido a las naves rusas para llevar a sus astronautas hasta el espacio.

Para revivir este importante momento en la historia de la exploración espacial estadounidense, únicamente basta con reproducir el largo streaming de más de cuatro horas publicado tanto en los canales de SpaceX como en el de la NASA. No obstante, para revivir únicamente los momentos clave de la misión Demo-2 a bordo de la Crew Dragon y el Falcon 9, la mejor opción es disfrutar de los siguientes vídeos cortos.

Hacia la plataforma de lanzamiento

Los astronautas de la NASA Doug Hurley y Bob Behnken atravesaron las históricas puertas a través de las cuales también caminaron los miembros de la misión Apolo XI. Después, estos subieron a un Tesla Model X –en lugar de utilizar la famosa Astrovan– para desplazarse hasta la plataforma de lanzamiento 39A.

El lanzamiento de SpaceX y la NASA se hace realidad

La cuenta atrás llegó a su fin y el lanzamiento de SpaceX dio comienzo. Después de varias horas de incertidumbre debido a la meteorología, el cohete Falcon 9 despegó con éxito desde Cabo Cañaveral con la Estación Espacial Internacional como objetivo.

El Falcon 9 se desprende de la Crew Dragon

Pocos minutos después de abandonar la superficie terrestre, la primera parte del Falcon 9 se desprendió del resto con el objetivo de volver a la Tierra. Este momento se conoce como MECO (Main Engine Cutoff, por sus siglas en inglés).

Minutos más tarde también se desprendió la segunda parte del cohete Falcon 9, dejando la Crew Dragon en órbita rumbo a la Estación Espacial Internacional.

El cohete ameriza de forma autónoma en una barcaza

La primera parte del Falcon 9 ameriza con éxito sobre una barcaza en medio del océano. El lanzamiento de SpaceX, en este momento, estaba a un paso de ser un éxito.

La cápsula llega a la EEI y el lanzamiento de SpaceX se convierte en un éxito

Tras separarse de la segunda parte del Falcon 9, la cápsula Crew Dragon viajó durante casi 20 horas por el espacio hasta llegar a la Estación Espacial Internacional. Una vez allí, se acopló a la misma de forma autónoma. Poco después, los astronautas Doug Hurley y Bob Behnken entraron en su interior. El lanzamiento de SpaceX y la NASA, en ese momento, era oficialmente un éxito.

Deja un comentario

Deja tu comentario