Ante la oleada de desinformación sobre el coronavirus, Twitter tomará cartas en el asunto para intentar evitar que este tipo de publicaciones alcancen una mayor difusión. Pronto la red social comenzará a etiquetar tweets cuyo contenido incluya "información engañosa" sobre el COVID-19 o cualquier tema derivado de la pandemia. De esta manera, pretenden que los usuarios no solo sean más cuidadosos del contenido que comparten, también del que consumen.

"Una parte o todo el contenido compartido en este tweet entra en conflicto con la guía de expertos en salud pública con respecto a la COVID-19", menciona una de las etiquetas. El mensaje, además, ocupa todo el espacio del tweet, dando la opción de visualizar el tweet original pese a la advertencia del contenido. En el caso de los vídeos, su miniatura desaparecerá y abajo mostrarán un enlace para obtener información oficial sobre el coronavirus.

La clasificación de Twitter

Twitter propuso una clasificación de acuerdo a la gravedad de la información compartida. De hecho, no descartan eliminar la publicación por completo cuando la información, además de falsa, es grave. "Dependiendo el daño y el tipo de información engañosa, las advertencias también pueden aplicarse a un Tweet. Estas advertencias informarán a las personas que la información en el Tweet entra en conflicto con la guía de los expertos en salud pública antes de que la vean", mencionan. Así funciona la susodicha:

  • Información engañosa: declaraciones o afirmaciones que fueron confirmadas como falsas o engañosas por expertos en la materia, como las autoridades de salud pública.
  • Reclamos en disputa: declaraciones o afirmaciones en las que la precisión, veracidad o credibilidad del reclamo es impugnada o desconocida.
  • Reclamos no verificados: información (que puede ser verdadera o falsa) que no está confirmada en el momento en que se comparte.

Una vez que el tweet se clasificó con información falsa, el sistema de monitoreo de Twitter se encargará de disminuir su difusión. Aclaran que están dedicando esfuerzos para mejorar estos sistemas, pues son su principal herramienta para garantizar que las publicaciones engañosas no se amplifiquen. "Dada la situación, priorizaremos la revisión y el etiquetado del contenido que podría conducir a una mayor exposición o transmisión del virus", concluyeron. Facebook recurrió a una estrategia similar para frenar la propagación de noticias falsas del coronavirus.

👇 Más en Hipertextual