La expansión del coronavirus (COVID-19) en todo el mundo ha causado que muchas empresas recurran al teletrabajo como vía para seguir operando correctamente, lo que ha beneficiado a muchas empresas especializadas en mensajería instantánea y videoconferencias. Una de ellas es Zoom, la popular app de videoconferencias, que según su propio CEO, ha pasado de 10 millones de usuarios diarios en diciembre a más de 200 millones en marzo.

El crecimiento de la app, sin embargo, ha hecho que su funcionamiento se observe con lupa, lo que ha sacado a la luz múltiples irregularidades y prácticas no ortodoxas en lo que a privacidad y seguridad se refiere. Ante esta situación, Eric S. Yuan, CEO de Zoom, ha tomado la decisión de enfocar, durante los próximos 90 días, todos los recursos técnicos de la empresa en solventar todos los incidentes posibles de manera proactiva.

El ejecutivo, además, asegura que están comprometidos "a ser transparentes durante este proceso" y realizarán un "análisis junto a expertos de terceros y usuarios representativos" que les permita comprender y preservar la seguridad de su plataforma.

Estas son algunas de las medidas que la compañía adoptará para resolver la situación:

  • Paralizar el desarrollo de nuevas características y enfocar todos los recursos de ingeniería en los problemas relacionados con seguridad, privacidad y confianza.
  • Llevar a cabo un análisis junto a expertos de terceros y usuarios representativos para comprender y preservar la seguridad de todos los casos de uso de los nuevos usuarios.
  • Preparar un informe de transparencia que detalle la información relacionada con solicitudes de datos, grabaciones o contenido.
  • Mejorar el programa de recompensas para las personas que encuentren bugs.

Yuan, por su parte, también llevará a cabo un webinar semanal en el que, todos los miércoles, expondrá públicamente todas las mejoras en privacidad y seguridad que se hayan implementado en la plataforma. "La transparencia siempre ha sido una parte central de nuestra cultura", aseguró el ejecutivo.