El coronavirus, pese a generar un estado de alerta global, también ha resultado ser un fenómeno positivo para algunas compañías de entretenimiento. Hace algunas semanas te contamos que el uso de videojuegos en China ha crecido exponencialmente tras las medidas del gobierno para combatir la pandemia. Los jugadores, al estar obligados a permanecer en casa, tienen más tiempo para jugar.

Lo normal sería suponer que un servicio como Netflix también se está beneficiando de la situación, sin embargo, ese pensamiento está muy alejado de la realidad. Laura Martin, analista de la firma Needham, explicó que la plataforma de vídeo en streaming podría ser perjudicada gravemente por la crisis del coronavirus. ¿Por qué razón? Muy simple: la principal fuente de ingresos de la empresa depende de las suscripciones de pago, no del tiempo que los usuarios pasan disfrutando películas y series.

Netflix, al ser un servicio de lujo, sería ser perjudicado conforme el coronavirus sigue causando efectos negativos a la economía mundial. Aunque no lo deseamos, podría llegar un momento en que los usuarios necesiten prescindir de la plataforma para destinar el dinero a situaciones de emergencia. "Los ingresos y número de suscriptores de Netflix están cada vez más en riesgo a medida que el COVID-19 se propaga", señaló Martin.

En un panorama de negocios, por ejemplo, un hotel que ofrece Netflix a sus huéspedes puede cancelar las suscripciones debido a la caída drástica del turismo. Solo basta con mirar a Italia, uno de los países con mayor flujo de turistas en del mundo, para entender que el coronavirus está frenando múltiples fuentes de ingresos. Afortunadamente para el servicio, el valor de sus acciones ha crecido ligeramente en las últimas semanas, aunque eso podría cambiar completamente si no es posible frenar la expansión del COVID-19.

Disney+, que también podría verse afectado, tiene a su favor un enfoque infantil que podría ser clave para los padres que tienen a sus hijos en casa como consecuencia del cierre de colegios en algunas zonas de España y el resto del mundo.

Banner Disney+

¿Por qué muchos videojuegos tienen una mayor oportunidad de triunfar gracias al coronavirus? En la actualidad, muchos juegos funcionan gracias al modelo free to play, en el que el jugador tiene acceso gratis pero también puede comprar bienes digitales pagando pequeñas sumas de dinero. No son obligatorias, pero sí muy tentadoras para quienes pasan muchas horas frente a la pantalla. Desde luego, su destino es el mismo de Netflix si el COVID-19 continúa su avance.