Volkswagen, al igual que otras compañías automotrices, muy pronto se adentrará de lleno en el mercado de los coches eléctricos con el lanzamiento del ID.3, su primera propuesta totalmente electrificada para las masas. Si todo sale conforme a lo planeado, el vehículo estará disponible a partir de 2020. Sin embargo, la firma alemana pretende lanzar otro tipo de productos que complementarán su nueva estrategia eléctrica.

Para ser más concretos, los de Wolfsburgo también están interesados en ofrecer un robot móvil cuyo objetivo será recargar los coches eléctricos en parkings. Si requieres de este proceso en tu ID.3 —o cualquier otro modelo eléctrico de la marca—, lo único que debes hacer es abrir la aplicación móvil del vehículo y solicitar la recarga. Esa será la única intervención humana, pues el robot presume un sistema de conducción autónoma para llegar hasta la ubicación del coche y enchufarse sin ayuda.

El robot, que puede moverse de forma autónoma, está equipado con cámaras, escáneres láser y sensores ultrasónicos. La combinación de estos sistemas no solo le permite al robot llevar a cabo el proceso de carga de manera totalmente autónoma, sino también moverse libremente en el área de parking, reconocer posibles obstáculos y reaccionar ante ellos. Dependiendo del tamaño del área del parking o parking subterráneo, se pueden emplear varios robots de carga simultáneamente para que se pueda atender a varios vehículos.

Como podrás observar en el vídeo inferior, el robot es acompañado de un pequeño vagón, mismo que almacena la energía necesaria para iniciar la recarga. "Estamos haciendo que casi todos los parkings sean eléctricos, sin ninguna infraestructura individual compleja", expresó Mark Möller, principal responsable de Desarrollo de Volkswagen Group Components.

"El prototipo consiste en un robot compacto y autónomo, así como dispositivos de almacenamiento de energía flexibles y ágiles, también conocidos como vagones de batería. Cuando están completamente cargados, están equipados con aproximadamente 25 kWh cada uno. Un robot de carga puede mover varios vagones de batería al mismo tiempo", señala la automotriz. Cabe mencionar que los vagones tienen soporte para carga rápida de hasta 50 kW.

Möller ha dejado claro que se trata de un "prototipo visionario", pero que puede hacerse realidad muy pronto si se cumplen las condiciones necesarias. Por supuesto, el producto únicamente se comercializaría entre los lugares que disponen de parking, por lo que una persona no podría adquirirlo para su hogar, por ejemplo. Pese a lo anterior, el directivo asegura que ya se encuentran trabajando en propuestas innovadoras de carga enfocadas a clientes comunes.