Cuando adquirimos una nueva computadora, normalmente viene preparada para su uso desde el primer momento en que la prendemos. El sistema operativo, actualmente Windows 10, ya viene instalado y configurado. Solo tenemos que crear una cuenta de usuario, configurar internet, instalar las aplicaciones que usamos en nuestro día a día, etc.

Pero junto a Windows 10 y, tal vez, Office 365, suelen haber preinstaladas más aplicaciones, en su mayoría versiones de prueba y demostraciones de programas que, al fin y al cabo, lo único que hacen es ocupar espacio en disco y, si se cargan al inicio de Windows, también consumen memoria y recursos del sistema.

Este tipo de aplicaciones suele llamarse bloatware y también afecta a los smartphones, si bien no es el tema que nos ocupa hoy. También se emplea el término bloatware para programas populares que con los años han ido “engordando” sin por ello ofrecer mejoras considerables.

El caso es que, aunque el bloatware viene preinstalado, no es inamovible. Como vimos en un artículo anterior titulado Elimina tus aplicaciones de Windows 10 con O&O AppBuster, podemos hacer limpieza y dejar Windows 10 limpio de cualquier aplicación que no nos interese.

El método oficial de Windows 10

Por defecto, tenemos dos maneras de desinstalar aplicaciones en Windows 10. La clásica de toda la vida consiste en buscar Panel de control desde el buscador del menú Inicio y hacer clic en Desinstalar un programa. Ahí veremos la lista de aplicaciones instaladas.

Otra manera de desinstalar aplicaciones en Windows 10 es haciendo clic derecho en el icono de esa app en el menú Inicio y seleccionando la opción Desinstalar. Y, por descontado, la manera oficial de Windows 10 consiste en ir al menú Inicio > Configuración > Aplicaciones > Aplicaciones y características, donde veremos la lista de aplicaciones instaladas. Basta con seleccionar cada una y luego pulsar en el botón Desinstalar.

Herramientas especializadas

Además de los métodos oficiales, hay disponibles una variada selección de aplicaciones que sirven para desinstalar software. Y entre éstos, los hay que sirven específicamente para buscar bloatware preinstalado. Aquí van tres ejemplos.

10AppsManager es una app muy sencilla que muestra las aplicaciones preinstaladas en Windows 10 para desinstalarlas por separado o todas a la vez. También ofrece la posibilidad de reinstalarlas.

O&O AppBuster es uno de los limpiadores de bloatware más logrados. Muestra las aplicaciones instaladas para seleccionar, una a una o por lotes, y así desinstalarlas. Entre otras opciones, permite filtrar las apps por normales, ocultas o de sistema y realizar al desinstalación para tu usaurio o para todos.

Windows10Debloater es un script que emplea PowerShell de Windows para desinstalar aplicaciones. Siguiendo las instrucciones de su página oficial podemos abrir esta aplicación con una interfaz gráfica para elegir si eliminar todo el bloatware o solo el de una lista concreta.

👇 Más en Hipertextual