Nintendo ha lanzado Dr. Mario World en dispositivos móviles y eso podría significar el fin de la productividad para muchos amantes de los juegos de puzzle. La salida de este título ha sido antes de lo planeado en iOS y Android, ya que el juego estaba programado para lanzarse el 10 de julio.

Dr. Mario World es una nueva versión del clásico de NES y Game Boy, solo que adaptado a los tiempos de Candy Crush Saga. A diferencia de la versión de 8 bits, que estaba fuertemente influenciada por Tetris en sus mecánicas de juego, Dr. Mario World ofrece una jugabilidad acorde a los puzzles de hoy en día, con turnos limitados y una variedad de niveles distribuidos en un mapa grande.

Esos elementos, sumados a las estrellas que se obtienen acorde al rendimiento, nos hacen recordar a Candy Crush Saga, aunque en Dr Mario World vemos que se mantiene intacto el concepto de eliminar virus al alinear cápsulas del mismo color. Es un Match-3 en el que arrastramos la cápsula desde la parte inferior para alinearla a los bichos con el fin de eliminarlos, esto implica que al destruirse la cápsula, el sobrante flota hacia arriba. A grandes rasgos es una especie de Tetris invertido.

Existe un número limitado de cápsulas por cada nivel, por lo que dependerá de las habilidades del jugador gastar la menor cantidad para obtener más estrellas. En caso de fallar, podrá reintentarse el escenario y es aquí donde entra el elemento free to play, ya que los intentos (o corazones) caducan antes de tener que esperar un tiempo o pedir ayuda a un amigo.

Nintendo asegura que las mecánicas no son agresivas y que puede jugarse sin invertir un céntimo. Los primeros niveles sirven para acoplarse al juego y hay un marcador ilimitado de vidas que funciona durante los primeros 60 minutos. Algo que resulta notable es que Nintendo mantiene el diseño limpio y sin tantas ventanas emergentes, como otros juegos gratuitos. También existe un modo Versus en el que podremos enfrentarnos a otros jugadores.

Lo único "criticable" de Dr. Mario World es que no puede jugarse desconectado. Al igual que la mayoría de juegos para móviles, este título de Nintendo requiere de una conexión a internet para poder operar.

Aquellos interesados en descargarlo podrán hacerlo desde hoy en iOS y Android.