Tom Holland, ese colorido actor que parece un personaje de si mismo en que le suceden toda clase de cosas graciosas y por momentos surreales.

Además de las incontables veces que nos ha spoileado las películas del Universo Cinematográfico de Marvel —queriendo o sin querer—, también tiene siempre algo curioso que contar.

En la misma entrevista con Pinkvilla, donde comentó que la escena final de Tony Stark fue totalmente improvisada, explicó que la realidad es que no tiene idea como funciona todo el tema de los multiversos y que estaba preocupado porque ha pronunciado mal la palabra durante toda la grabación de Spider-Man: lejos de casa.

¿Solución? Un tanto tediosa pero no es tan grave: tendrá que regrabar el audio de todas las escenas donde pronuncia mal la palabra, porque la forma de hacerlo en acento británico no es igual que el americano y Peter Parker es neoyorkino, pero el actor nació

Spider-Man: lejos de casa se estrena en cines de todo el mundo el próximo 5 de julio de 2019.