Samsung presentó de manera oficial el Galaxy Watch Active, la nueva generación de su reloj inteligente. Las novedades respecto al wearable del año anterior son importantes, se han enfocado en ofrecer más características relacionadas con la salud y con cualquier tipo de actividad física. A simple vista el diseño cambia significativamente, ahora es más fino y ligero.

El Galaxy Watch Active llega con una pantalla circular AMOLED de 1,1 pulgadas, resolución de 360×360 píxeles y 318dpi. El bisel rotatorio del Gear Sport ha desaparecido por completo; ahora los datos que se muestran en el panel tendrán la atención total del usuario.

En su interior encontramos el procesador Exynos 9110, 4 GB de almacenamiento interno, 768 MB de memoria RAM y una batería de 230 mAh, misma que disminuye considerablemente su capacidad si lo comparamos con el reloj de 2018 —300 mAh—. Una de sus principales novedades es que puede cargarse en la superficie trasera de los Galaxy S10, igual que los Galaxy Buds.

El wearable es resistente al agua; se puede sumergir hasta 50 metros como el Gear Sport. En cuanto a conectividad se mantiene el soporte para Wi-Fi, Bluetooth 4.2 y NFC para realizar pagos con Samsung Pay. Cuenta con sensores como acelerómetro, giroscopio, barómetro, control de pulsaciones y luz ambiental.

En cuanto al software destaca presencia de One UI, la nueva interfaz de la firma surcoreana que se une al sistema operativo Tizen 4.0. Al prescindir del bisel rotatorio y disminuir la pantalla en 0,1 pulgadas, el Galaxy Watch Active disminuye su tamaño. Sin embargo es más grueso, concretamente 13 milímetros frente a los 11,6 de la anterior generación.

Entre sus funciones para la salud está presente el control de presión arterial. Es necesario descargar la app My BP Lab, desarrollada en compañía de la Universidad de San Francisco, California. Esta permitirá llevar un control de los resultados obtenidos. También ofrecen "Stress Tracker", una característica que propone varios ejercicios de respiración para evitar el estrés. Por supuesto, se mantienen las opciones para monitorizar la forma física.

El Galaxy Watch Active estará disponible en marzo por 199 dólares o 229 euros en colores plata, negro, oro rosa y verde mar.

Dínamo

Dínamo es el nuevo podcast de Hipertextual donde hablamos, discutimos, analizamos y nos obsesionamos con Apple.